BLOG

Fernando Berlín, el autor de este blog, es director de radiocable.com y participa en diversos medios de comunicación españoles.¿Quien soy?english edition.

“Obama mantiene los tribunales pero refuerza los derechos de los detenidos”

De lo utópico a lo pragmático. La noticia que ha anunciado Obama a través de una simple nota ha caido como un jarro de agua fria en la Comunidad Internacional. Obama da así un ligero giro a su política.

Las “comisiones militares” -que no exactamente tribunales- tratan a los detenidos al margen de las convenciones de Ginebra, ya que consideran que no son ciudadanos de ningún Estado -porque el suelo de Guantánamo no está integrado en ciertos ámbitos del derecho-. Eso hace que sean ampliamente cuestionables si creemos en los Derechos civiles consensuados por la Comunidad Internacional. Hay 240 detenidos allí en la actualidad, que viven al margen de estas leyes.
Los demócratas tras un intenso debate interno, se han visto forzados a tomar esta decisión como consecuencia de la visita de Obama a Europa y ante la incapacidad del Presidente por conseguir un acuerdo pleno de la Comunidad europea para recolocar y juzgar en condiciones adecuadas a los detenidos.

Obama pretendía volver a EEUU con un acuerdo de máximos de soldados europeos, dinero, recursos etc.. que no se produjo.

Por tanto para la Administración de Obama, estos tribunales militares son” la mejor solucion de todas las malas”. Creen que no es posible meterlos en la salas de justicia que “no estan preparadas” para juzgar delitos de terrorismo internacional.

Como un acto circense, Obama se ve obligado a mantener muchas pelotas en el aire a la vez, pero la pregunta es ¿cuanto tiempo conseguirá hacerlo?. La decisión, en todo caso, no debiera pillarnos de nuevas. Obama anunció que cerraría Guantánamo, pero esto no pasó de forma inmediata, y se mantuvo la infraestructora. Era casi un vaticinio, una salida en caso de que Europa no se mostrara predispuesta.

Otra de las pelotas en el aire tiene que ver con publicar o no las 44 fotografías de torturas aplicadas por EEUU a prisioneros. Obama se ha pronunciado ahora en contra de su publicación, dando un nuevo giro. Dice que pueden atizar sentimientos anti EEUU y lo cierto es que las imágenes serían demoledoras para los 21.000 soldados de Afganista.

De nuevo nos encontramos en un debate entre lo utópico y lo pragmático.

Salvando las distancias, en España se vivió un debate similar cuando Zapatero anunció la retirada de las tropa. Hubo un conocido político socialista que dijo: menos mal que lo ha hecho recién nombrado si hubiera esperado un mes no habría podido. Así es la Real Politilk.

Print Friendly, PDF & Email