A mediados de verano, Vodafone celebró en Madrid la tarde de “Cañas y Widgets”. El objeto de la misma era presentar una serie de iniciativas que está desarrollando la empresa para impulsar el desarrollo de widgets.

Para el que desconozca el término, un widget es una pequeña aplicación -un pequeño programa de ordenador- que se instala en el teléfono móvil y que tiene diversas utilidades, en general todas conectadas a Internet. Por ejemplo, hay widgets que sirven para leer titulares de la prensa: el programa los toma de internet y los adapta a la pantalla para conseguir que su navegación y lectura sea más cómoda. Hay otros tipos de widgets: para leer mapas, para el correo, ver vídeos, para consultar el tiempo, e incluso juegos.

En la reunión, con un formato tan poco convencional como cómodo, coincidieron bloggers y periodistas especializados. Entre ellos como destacó obsolescenciaplaneada : Jaime Estévez, Álvaro (@amarchante ) de Agora News, Daniel Rodrigo (@PatiNet),  Jose de Movilonia, Miguel Angel (@uriondo) …

Vodafone presentó allí una herramienta, aún en desarrollo y que se lanzará oficialmente en las próximas semanas y que permite construir un widget en menos de cinco minutos.

Así que durante estas semanas he tenido tiempo de experimentar, profundizar y reflexionar sobre estas pequeñas aplicaciones tecnológicas. Honestamente creo que los widgets van a cambiarlo todo. Es la evolución más formidable del teléfono móvil que recuerdo. Un mecanismo inmediato de recibir información o mejor: de estar conectado a ella.

Como muestra, una foto de la pantalla de inicio hoy de mi Nokia N97.

Como se puede apreciar,  bajo la hora aparece un logotipo de EFE, un acceso directo que al pulsarlo -la pantalla es táctil- conduce directamente a las noticias de última hora de la agencia. A su lado hay uno de EL PAIS, un icono del tiempo (sol), y un icono para navegar por Internet (un globo terráqueo). Son accesos directos a esos servicios.

Debajo de ellos es donde está de verdad la evolución Hay cuatro pastillas cuyos textos están en permanente actualización: La Cadena Ser, un rss de radiocable.com, Elmundo.es y una pastilla de Associated Press.

Así que de un solo vistazo, al mirar la hora del teléfono, veo las noticias de actualidad más relevantes y las alertas, en caso de que hubiera ocurrido algún acontecimiento fuera de lo común.

Siempre he dicho que la generación jóven es la más informada de la historia pero si a su capacidad de acceso a la información unimos al inseparable teléfono móvil y a eso le sumamos la posibilidad de recibir las noticias a tiempo real tal y como se producen…la combinación tiene consecuencias impredecibles para los medios, para los periodistas, y ni que decir para la sociedad. Fascinante.

Fernando Berlín.

Print Friendly, PDF & Email