Las dos constructoras españolas se han adjudicado en los últimos días grandes contratos de obras en el extranjeros. Dos tramos de la nueva línea 3 del metro de Santiago de Chile serán construidos por un consorcio liderado por Acciona, mientras que en Reino Unido, Ferrovial gestionará 105 recintos militares en una operación que puede llegar a los 3.545 millones de euros.

ACCIONA

Metro de Santiago adjudicó a un consorcio liderado por Acciona y en el que participan además las empresas chilenas Brotec e Icafal, la construcción de los primeros tramos de la nueva línea 3 del metro de la capital del país por un importe de 2,53 millones de UF (unos 77 millones de euros). Está prevista la ejecución de 6,7 kilómetros de túneles y los accesos e instalaciones necesarias para dar servicio a las estaciones de Cola de Maniobras, Estación Terminal Norte, Estación Cardenal Caro, Vivaceta, Conchalí y Plaza Chacabuco.

El proyecto se completará previsiblemente a finales de 2015 y consolida la gran trayectoria de Acciona en la construcción de metros en todo el planeta. Además de su destacada participación en la red del metro de Madrid, la empresa española ha desarrollado la de San Juan de Puerto Rico y la de Medellín. Y en la actualidad construye una línea en Quito (Ecuador) y otra en Fortaleza (Brasil).

Por su parte Ferrovial se ha adjudicado, dentro de un consorcio formado a partes iguales con la empresa británica Carillion, tres nuevos contratos con el Ministerio de Defensa británico. Gestionará el mantenimiento de 105 recintos militares en Reino Unido -incluyendo catering y limpieza-  asi como la construcción de nuevos edificios durante cinco años, prorrogables por cinco más.

El valor conjunto mínimo es de 955 millones de libras (cerca de 1.200 millones de euros), y puede alcanzar los 2.800 millones de libras (unos 3.545 millones de euros)incluyendo las extensiones y servicios adicionales, según informó la compañía española.