Imagen de previsualización de YouTube 

Celestino Corbacho es uno de los nuevos ministros de Zapatero y a quien el presidente quiere encargar la integración de los inmigrantes. Corbacho tiene gran experiencia en la materia y ya se ha mostrado públicamente a favor de asuntos tan controvertidos como la extensión del voto para los ellos y en contra de expatriar a toda la inmigración ilegal.

 Corbacho, como recuerdan en Internet, el alcalde de L??Hospitalet de Llobregat, “sabe de lo que habla”. Su municipio es el segundo de Cataluña por habitantes y uno de los que más inmigrantes extranjeros tiene censados: 60.000 sobre 250.000 habitantes. Ese porcentaje del 24% se convierte en más del 40% en algunos barrios. El propio Corbacho es un inmigrante, nacido en Valverde de Leganés, Badajoz, que ha vivido en Cataluña desde su infancia.

Según publica Terra.es, el nuevo ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, ha asegurado hoy que sus principales objetivos serán generar ocupación, en especial entre las mujeres, y contribuir a la integración social de los inmigrantes en España:

En declaraciones a los periodistas a su llegada a la ciudad de la que es alcalde  Corbacho ha confesado estar ‘ilusionado’ y ‘entusiasta’ con las nuevas responsabilidades que deberá asumir y que le obligarán a trasladarse a Madrid.

Frente a lo que pueda parecer, Corbacho, no rompe con la política practicada hasta el momento.  Según sus propias palabras, “las normas de una sociedad no las impone jamás el último que se empadrona, sino que éste tiene la obligación de respetar” las del país de acogida, manifestó recientemente en el Forum Nueva economía.

Print Friendly, PDF & Email