El diario británico dedica esta semana una monográfico a España y publica artículos de algunas firmas destacadas. Una de ellas es la del escritor Javier Cercas que en el contexto del posible fin de ETA se pregunta si Arnaldo Otegi podría ser el Adolfo Suarez de la banda, “alguien que posee el coraje de un gran traidor”.

Javier Cercas
(Foto: Flickr/Carlosalpa)

El escritor considera que hoy quedan dos cosas de la España de Franco “nuestra espléndida tradición  de intolerancia y la organización ETA , que es la manifestación más visible de nuestra espléndida tradición de intolerancia… Lo increíble es que siga viva convertida en un feroz anacronismo”. Pese a las esperanzas levantadas por el ultimo alto el fuego de la banda, Cercas se declara escéptico sobre su posible fin.

Y explica que “se dice que Arnaldo Otegi, actual líder de Batasuna, está en mejores condiciones que cualquiera de sus predecesores para conseguir que depongan las armas. Puede. Pero me pregunto cómo Otegi va a decir a sus chicos que todo lo que han dicho era mentira, que no van a ser los héroes de la patria vasca, y que todo habrá terminado sin la compensación política que están buscando”.

Uno tiene que ser muy valiente para renunciar a las armas, pero persuadir a los demás que renuncien a las suyas requiere aún más valor. ETA ha estado esperando mucho tiempo por su propio Adolfo Suárez – el arquitecto de la transición de la dictadura a la democracia en España – por alguien que posee el coraje de un gran traidor”.

Javier Cercas recuerda como a finales de los 70 los franquistas que tuvieron que renunciar a sus armas y aceptar la democracia, “fue Suárez quien les convenció para que ello, engañandoles y traicionandoles pero sin obligarles a condenar explícitamente cuatro décadas de franquismo. Muchos de ellos todavía no la han condenado, de hecho, el Partido Popular – el partido de la derecha – solo ha llegado a habla de “reconocimiento moral de todos aquellos que fueron víctimas de la guerra civil”.

The Guardian también publica un artículo en inglés de Ignacio Escolar sobre el eurodiputado Pablo Zalba.

Print Friendly, PDF & Email