Aunque pensaban que sería uno de sus más firmes apoyos, los independentistas catalanes vieron como la UE decidía no inmiscuirse en la cuestión principalmente porque las reclamaciones de Cataluña se circunscriben puramente al ámbito de su autonomía y eran por tanto un asunto interno. En cambio EEUU apoyó al gobierno español porque le interesa un estado fuerte como puente a África y para su estrategia en Oriente Próximo. Es lo que sostiene Thomas Gergen, catedrático de derecho internacional en la Universidad de Luxemburgo, en una entrevista en la emisora internacional de Alemania que intenta dar las claves sobre los motivos de ambos bloques para no apoyar la independencia catalana.

En Deustche Welle Thomas Gergen sostiene que la UE “actuó correctamente” al no inmiscuirse en la crisis catalana. Explica que si el movimiento “pancatalanista” hubiera pretendido anexionarse otras comunidades españolas, parte del territorio francés o incluso Andorra sí debería haber intervenido, pero al regir el Estatuto español de autonomía la relación entre las regiones y el Estado Central, el derecho europeo dicta que la UE no debe inmiscuirse en asuntos internos. En comparación con los casos de Polonia o Hungria, el catedrático señala que las intervenciones europeas se deben a que son asuntos políticos que afectan a todos los miembros y a principios básicos constitucionales, mientras que en las cuestiones autonómicas españolas hay un derecho interno que establece que la independencia no puede ser unilateral y esto es “vinculante para el derecho europeo”.

En la entrevista, Thomas Gergen señala que, en cambio, EEUU tuvo otros motivos para no apoyar a los independentistas catalanes: “su interés en una España que sirva como estructura de seguridad, dado que es puente entre África y el resto del continente”. Añade que para la estrategia de EE.UU. en Oriente Próximo es indispensable que haya gobiernos que funcionen en sus Estados socios en materia de seguridad y una Cataluña independiente implicaría un nuevo interlocutor para negociar, con el riesgo añadido de que si el plan catalán sale adelante, podrían venir otras regiones con aspiraciones similares. Asimismo señala que Puigdemont tendría que haber “contado con la obstinación de Rajoy” a la hora de aplicar de forma dura e implacable la Constitución y el derecho penal y que sus críticas a la UE han “sonado poco profesionales”.

Deutsche Welle es el servicio de radiotelevisión pública internacional de Alemania. Se creó en 1953, pertenece a la ARD y está financiado el Estado. Cubre la información sobre Alemania, la Unión Europea y el mundo para una audiencia exterior. En radio emite en 30 idiomas y en TV en cuatro.

Advertencia: Por respeto a la ley L.P.I. española, radiocable.com ni reproduce textualmente ni publica links a los textos externos que han llamado la atención de nuestro equipo. Si desea conocer la literalidad del artículo acuda directamente al medio referido.

 

Print Friendly, PDF & Email