El semanario británico destaca la trayectoria de la entidad catalana que no sólo sobrevivió y sin ayuda estatal la crisis que se ha llevado por delante a la mayoría de las cajas españolas, sino que incluso se ha expandido. Apuntan que ahora  su reto es “hacer dinero”.

The Economist asegura que Caixabank es una rara excepción en la banca española. Recuerda que La crisis financiera puso de rodillas a la mayor parte de las 45 cajas de ahorros regionales del país, pero CaixaBank, con sede en Barcelona, ha crecido. Y añade que el 1 de septiembre se convirtió en el mayor banco nacional por préstamos, tras comprar el negocio minorista española de Barclays, un banco británico.

El texto destaca que muchos bancos del sur de Europa todavía se definen por la forma en que han resistido la crisis de la zona euro y se espera que un puñado de ellos fallen las próximas pruebas de estrés del Banco Central Europeo. Pero señala que CaixaBank no sólo sobrevivió sin ayuda estatal, sino que utilizó la crisis para expandirse. Entrevista a su director ejecutivo, Gonzalo Gortázar, y apunta que su reto es hacer más dinero, una tarea difícil en “un país donde los préstamos se está reduciendo y las tasas de interés están cerca de cero”.

The Economist es un semanario británico que se publica desde 1843 y considerado un referente en el análisis de las relaciones internacionales y la economía. Su opinión influye en la imagen exterior de los países, en los inversores internacionales y marca la agenda de otros medios de comunicación. Pertenece en un 50% al grupo Pearson -que también edita el Financial Times- mientras que el resto está en manos de accionistas independientes -incluyendo a miembros del staff- y la familia Rothschild. Su linea editorial es neoliberal tanto a nivel económico -a favor del libre mercado, la globalización y la libre inmigración- como en temas sociales -han apoyado el matrimonio gay, la legalización de las drogas o el control de armas-. Y politicamente han respaldado tanto a candidatos conservadores como de izquierdas. Sus artículos no van firmados. Su circulación en 2012 fue de 1.574.803 ejemplares.

(Esta noticia está incluida en el resumen de prensa internacional de radiocable.com)