El diario italiano Il Riformista trata el tema de la posible prohibición por ley de los anuncios de prostitución en España. Hablan de una “insólita alianza cronistas-prostitutas” contra el gobierno de Zapatero porque la “cancelación de la publicidad erótico-profesional causaría un grave daño tanto a las cajas de los periódicos como a las de las prostitutas”.  Y se hacen eco de las críticas a El País por este asunto.

Anuncios de prostitucion

El artículo firmado por Ubaldo Casotto empieza preguntándose: ??¿Comparecerán, los periódicos españoles, ante los tribunales por explotación de la prostitución? ?sta podría ser la consecuencia de la ley del gobierno de Zapatero que prohíbe la publicación de anuncios eróticos y de mensajes que promueven la prostitución, si los periódicos ??como parecen anunciar las vehementes protestas – no se adecuan a ella.”

Explican que “se asiste a una inédita alianza cronistas-prostitutas contra el socialista ciudadano Zapatero en defensa de la condición económica de las dos categorías. Business is business , y la cancelación de la publicidad erótico-profesional causaría un grave daño tanto a las cajas de los periódicos como a las de las prostitutas”.

“El problema consiste en que, en España, la prostitución es legal. A juicio de los editores, si la prostitución es legal, quien ejerce ese trabajo debe tener la posibilidad de promoverlo. La pérdida de dicha publicidad, para el papel impreso. Ha sido calculada en 40 millones de euros. Está de acuerdo con los editores la mayoría de las 200.000 prostitutas que ejercen en España. El gobierno no parece tener intenciones de ceder. La prohibición – dice ?? sirve para defender a las mujeres contra la explotación y para combatir la trata de seres humanos”.

“Semejante debate ??económico?? no podía evitar las vacilantes derivas del moralismo y las subsiguientes acusaciones de incoherencia. Yolanda Besteiro (??Mujeres progresistas??) acusa a El País de ostentar sensibilidad liberal y de izquierda mientras gana cinco millones anuales con anuncios ??criminales??: ??Ningún órgano de prensa ?? añade ?? puede definirse defensor de los derechos humanos si luego promueve este tipo de publicidad. Quien explota la prostitución es en cierto sentido cómplice de las organizaciones criminales.”

Print Friendly, PDF & Email