Jorege Dobón

Cuando contaba con 20 años, Jorge Dobón y su socio Carlos García, de 21 apostaron por crear su propia empresa: Placeres Ibéricos. Este les convirtió en los emprendedores más jóvenes de España según la Confederación Española de Asociaciones de Jóvenes Empresarios (CEAJE). Año y medio después, explica en esta entrevista como ha logrado que su negocio de productos nacionales gourmet (vinos, quesos, jamones y demás embutidos) facture 100.000 euros.

Dobón explica que pese a la crisis y el rechazo de sus familiares decidieron montar su porque “es más difícil encontrar un trabajo que crear una empresa. Que vaya adelante, que te den financiación y que consigas muchos clientes ya es más complicado, pero bueno, lanzarte es sencillo, sobre todo para los jóvenes.”

Detalla sus problemas con la financiación -“ningún banco me ha dado crédito”- pero revela que Placeres Ibéricos ha logrado trabajar con los beneficios que generan. Y al buscar la clave de su éxito revela: “Apoyarnos en otras empresas. Decidimos tirar de distribuidoras más grandes y renunciar a una parte del margen de beneficios para ganar, por ejemplo, en que te permitan comerciar con menores volúmenes de productos. Nos apoyamos en nuestra propia competencia para crecer porque nos dimos cuenta de que esas empresas pueden arroparte y, de hecho, ellas se halagan de que les pidas consejo.”

En cuanto a las cifras de facturación de su su negocio dice: “Durante el primer año obtuvimos 60.000 euros de facturación, aunque si contamos las piñas (que vendieron en la campaña de cestas navideñas) llegamos a los 100.000. Nuestro objetivo es llegar al medio millón el tercer año.” [visto aqui]

Print Friendly, PDF & Email