El sector turístico español sigue recogiendo los registros record del año 2014 y uno de los más importantes es el de destino europeo por ocupación y pernoctación hoteleras. España acumuló, según cálculos de Eurostat, 401,3 millones, un 3,1% más que el año anterior. Esto la coloca segunda en el ranking del continente, tras Francia, pero cada vez más cerca de los datos del país vecino que registró 402,9 millones en 2014.

Medios franceses, como Le Figaro, L´Orient Le Jour o Journal d´Economie, se hacen eco de que su país salva “por los pelos” el liderazgo en este campo turístico por delante de España. Pero señalan que la tendencia en Francia es de recorte, ya que el dato de 2014 supone una caída del 1,2% en las pernoctaciones hoteleras con respecto a 2013, mientras que las cifras españolas reflejan un incremento.

Italia quedó tercera con 369,9 millones de pernoctaciones (-1,8%) y Alemania, cuarta con 366,2 millones (+2,9%). En buena parte, el crecimiento español en este campo se debe al turismo extranjero. Asi por ejemplo, mientras Francia contó con 131 millones de noches de viajeros no residentes, España acumuló 260 millones.