Votando en una sesión del Europarlamento
(Foto: Flickr/European Parliament)

Un grupo de europarlamentarios ha lanzado una campaña y petición a la sociedad civil para organizar un grupo o lobby -a imagen de ONG´s como Greenpeace o Amnistía Internacional- que haga de contrapoder a la enorme presión que ejercen la industria financiera y bancaria. Han creado una página web sugiriendo un nombre para este lobby en defensa de “otras finanzas”: www.Finance-watch.org Y recogen firmas y apoyos porque creen que es un peligro para la democracia que solo se oiga unos argumentos.

Nosotros, europeos electos a cargo de reglamentar los mercados financieros y los bancos, constatamos todos los días la presión ejercida por la industria financiera y bancaria para influir en las leyes que las rigen- empieza deciendo el manifiesto que han elaborado-. No es extraño que dichas empresas hagan escuchar su punto de vista y discutan regularmente con los legisladores. Pero la falta de balance entre el poder de ese cabildeo y la ausencia del mismo nivel de experiencia de la otra parte nos parece un peligro para la democracia.”

Esta iniciativa ha partido de parlamentarios de Francia, Alemania, Grecia, Portugal, Italia, Finlandia, Reino Unido, Bélgica y Luxemburgo. Hay representantes de partidos socialistas, verdes, liberales, comunistas, demócratas…

Inicialmente ningun eurodiputado español figuraba entre los impulsores de esta propuesta. Dos de ellos la han secundado una vez conocida. Raul Romeva i Rueda de Iniciativa per Catalunya Verds y Oriol Junqueras de Esquerra que en Bruselas integra el grupo Les Verts. Hay también una página en Facebook en defensa de la campaña.

Consideran que existe una “asimetría” en materia financiera.  En asuntos ambientales y de salud pública, las ONG´s han desarrollado una experiencia que les coloca al mismo nivel que la industria y sus lobbys. Y lo mismo ocurrre en cuestiones sociales y laborales, gracias a los sindicatos y organizaciones patronales. Esto permite al electorado escuchar los argumentos a favor y en contra en esta materia.

Sin embargo en materia financiera, hacie desarrollado una posición o experiencia capaz de rivalizar con la de los bancos o los mercados. Eso hace que la posición de la industria financiera se refuerce forma unilateral.”No existe un contra poder suficiente en la sociedad civil. Esta ausencia no evita que desarrollemos nuestra propia experiencia independiente de la industria ni de hacer nuestro trabajo, pero esta asimetría constituye en nuestra opinión un peligro para la democracia.”

Por ello hacen un llamamiento a la sociedad civil (ONG, sindicatos, investigadores académicos, think-tanks?) para que se organicen y creen una (o varias) organizacion(es) no gubernamental(es) capaz (capaces) de desarrollar una experiencia equivalente sobre las actividades llevadas a cabo en los mercados financieros por parte de los principales actores (bancos, compañías de seguros, fondos de cobertura, etc., ?) y dar a conocer este análisis a los medios de manera eficaz.

1 replica a este post