El pasado 15 de enero, Miren Gutierrez se convirtió en la nueva directora ejecutiva de Greenpeace. En esta entrevista de radiocable.com explica como ha sido su desembarco en la ONG, como pretende “reforzar y relanzar” a Greenpeace en España, llegando “a aquellos ciudadanos que creen que el medio ambiente no les influye”. Habla también sobre el giro de la política nuclear del gobierno español, de Equo y defiende que “no hay casi ningun gran conflicto en el que no esté presente Greenpeace”.

Miren Gutierrez

Miren Gutierrez asegura que sabía que existía mucha expectación por saber quien dirigiría Greenpeace, pero no “esperaba un nivel de atención mediática y de entrevistas” tan alto. Asegura que los objetivos y la estrategia de Greenpeace no van a cambiar, pero quiere “reforzar nuestra estructura y la influencia, aumentar los lugares a los que llegamos, la comunicación con aquellos ciudadanos y ciudadanas que piensan que el medio ambiente es algo que no les influye”.

La lucha contra el cambio climático seguirá “siendo el centro y determinando el enfoque de muchos de los temas en los que estamos, de nuestras campañas”. Por ejemplo en temas energéticos denuncian las opciones “sucias y peligrosas” como la nuclear o el carbón, pero “presentando alternativas tecnica y economicamente viables”. Y defiende que “no hay casi ningún gran conflicto en el que no esté Greenpeace, informando, denunciando y presentando alternativas”.

En cuanto al giro pro-nuclear del gobierno, la directora de Greenpeace considera que se ha “cedido a los intereses industriales del sector. Entendemos que es un giro muy grave y determinante en la política del Gobierno”. Y asegura que ponen “los intereses industriales por delante de los de los ciudadanos, en un sector en donde la demanda ha caído, en el que estamos creando excedentes y somos exportadores de energía eléctrica”.

Miren Gutierrez también comenta el proyecto de Equo para crear un partido verde: “no entro a valorar cual debe ser la fórmula, pero hay una necesidad muy grande de incluir las expectativas y peticiones de los ciudadanos en materia de medio ambiente en los programas electorales”. Cree que hasta ahora los partidos han sido demasiado “ambiguos” y asegura que “es fantástico que se creen partidos que asuman estos retos y que prometan salvaguardar el medioambiente en este país”.