El corresponsal de la agencia MAP (Maghreb Agence Presse) en España y presidente de la Asociación de Corresponsales Extranjeros en España (ACPE) explica en radiocable.com que los países árabes están siguiendo el secuestro de los cooperantes de Acció Solidaria con mucho interés. La región del Sahel es limítrofe con países como Argelia, Marruecos, Mauritania y por parte africana Mali o Niger. Es una zona muy sensible que implica la seguridad de toda la región, por eso pese a la prudencia y el perfil bajo adoptados por el gobierno español, muchos ojos están pendientes de como se gestiona el conflicto.

Said Ida Hassan

Said Ida Hassan, que también es el fundador de Andalus Press, el primer periódico en árabe de España, explica que están haciendo un seguimiento casi diario del tema. Entiende la cautela del gobierno español en este tema y considera que este es un secuestro diferente al del Alakranau y otros con “perfil de secuestro comercial, para pedir dinero”. En este caso los captores son una “organizaciones con fines políticos, que tiene reclamaciones geoestratégicas.”

El corresponsal explica que los gobiernos árabes están “observando” el caso desde distintos prismas. “El secuestro complica mucho toda la cooperación en la zona y afecta a la estabilidad y seguridad”.

Marruecos por ejemplo está a favor de una mayor cooperación en la región y se muestra en contra de actuaciones que pueden debilitar a los países de la zona. Argelia por su parte defiende una política de mano dura contra los secuestros y los terroristas y su gobierno se ha mostrado irritado por la liberación den Mali de presos políticos para ayudar en la negociación del rehen francés.

Print Friendly, PDF & Email