Pepe CerveraPepe Cervera, el responsable del blog Retiario, considera que la oferta de Microsoft por Yahoo es el anuncio de una revolución en la industria informática: el fin de era del PC, el ordenador personal. En radiocable.com explica también que considera que la operación supone un cambio radical de estrategia de Microsoft y el reconocimiento de la derrota de su modo de enfocar la batalla con Windows Vista. Y cree además que en esta guerra entre las grandes empresas de Internet, ya hay un vencedor: Google.

Pepe Cervera considera que en los últimos años hay una tendencia a volver al modelo original de la informática: grandes ordenadores centrales que almacenan y procesan la información y pequeñas terminales que no tienen esa capacidad, pero conectan con esos macro-servidores. La tendencia está bastante generalizada y podría decirse que la inteligencia se está trasladando de los bordes de la red -los ordenadores personalesde los usuarios- al centro -los servidores de los grandes operadores-.

Esto es lo que habría obligado a Microsoft ha pujar por Yahoo, ya que según Cervera, hay algunos líderes que van por delante. Sobre todo Google, que ha sido capaz de construir una especie de gigantesco ordenador central que almacena y mantiene de forma económica y racional grandes cantidades de información. Gmail, por ejemplo, está repartido en una serie de centros de proceso de datos de Google, pero no está en ningún lugar concreto. Esa es su gran innovación.

Yahoo ha hecho algo parecido. Ambas empresas han construido lo que serán los grandes servidores del mañana. Para el autor de Retiario, Microsoft intentó hacer algo parecido pero partiendo desde el PC y con Vista como herramienta, que también subcontrata fuera parte de sus tareas, aunque de otra manera. Pero la empresa de Richmond se ha dado cuenta de que no puede vencer a Google en este terreno y de ahí su intento de compra de Yahoo, que supone un cambio radical de estrategia.

Microsoft ha comprendido que su modo de enfocar el problema y la guerra no es el que va a funcionar. E intenta hacerse, con la compra, con una buena posición en el otro lado. “Vista ha sido una gran derrota, porque Microsoft se ha visto incapaz de empujar a los usuarios a utilizar sus servicios”, explica Pepe Cervera, “lo que ha funcionado es la estrategia de tirar de Google: ofrecer un servicio tan bueno, que el usuario viene voluntariamente, no porque su sistema operativo le fuerce a ello”. 

Por tanto, el intento de adquisición de Yahoo no es una muestra de arrogancia, sino un modo de compensar el fracaso de Microsoft con Vista y el reconocimiento de una derrota de su planteamiento estratégico para ganar esta guerra.