El conflicto político-judicial desatado tras el caso de los siete piratas del Índico detenidos por un buque militar español sigue creciendo y provocando perpelejidad en la opinión pública. La blogosofera considera que se está bordeando el ridículo y critica la gestión de las distintas instituciones involucradas. Unos hablan de descoordinación, otros critican la improvisación y también se advierte en la red que no hay mandato de la ONU para la operación.

Piratas somalies detenidos
(Foto: Flickr/Doctor Destiny)

Luis Solana considera en su blog que no se han hecho bien las cosas: “Mira que estaba siendo una operación militar bien llevada. Pues nada: alguien no ha hecho las tareas bien y nos encontramos ahora con una serie de piratas paseando por la cubierta del buque de aprovisionamiento de la Armada  ??Marqués de la Ensenada? sin tener claro si son delincuentres, presos preventivos o ciudadanos libres. […] No tengo ni idea de por qué ha ocurrido esto ni de quién es la culpa. Ni sé si hay que señalar con el dedo a Defensa a Exteriores o a la Audiencia Nacional. Pero quisiera pedir a quien corresponda que aclaren cuanto antes una situación sin sentido y difícil de explicar a un ciudadano de la calle.”

Rosa Jimenez Cano asegura no entender el tema y se hace varias preguntas al respecto: “¿Nos hemos vuelto locos? Los apresamos para que no se hundan, les metemos miedo y ¡los soltamos como si nada! No digo que los torturen pero al menos que se intente juzgar con cierta garantía para ellos lo que hacen. No podemos permitirnos seguir así. ¿De qué sirve poner vigilancia en la zona? ¿Es sólo para asustar?”

Y en los comentarios de su blog, se puede leer: “Portugal soltó a unos que cogió porque su legislación no contempla el delito de piratería, pero lo nuestro es de traca. Y mientras, la Audiencia Nacional, ya de por sí bastante colapsada, se mete con Guantánamo, Tíbet, Guatemala, El Salvador, Chile, Israel, Ruanda? Como publica hoy El País. Colapso igual a lentitud. La justicia universal está muy bien, pero más valdría redefinir la utilidad y funciones de esta instancia. No puede ocuparse de todos los frentes que soplan.”

Desde el blog Aventura en la Tierra se fijan en otro aspecto del problema: “Ocurre que su detención tuvo lugar en aguas internacionales por soldados de un país que carece de un mandato de la ONU para ejercer la policía sobre esas aguas. Se trata pues ni más ni menos, que de un secuestro”. Y advierte de otro peligro: “La Operación Atalanta, el despliegue militar europeo en aguas internacionales entre el Golfo de Adén y el Cuerno de África, se está convirtiendo en una pesadilla capaz de arruinar en pocos días toda la política de la Unión Europea de promoción de los derechos humanos fuera de sus fronteras.”

Antonio Perez Henares en su blog La marea escribe con ironía sobre cómo afectará la noticia a los marinos: “la moral de jefes, oficiales y soldados del buque ??Marqués de la Ensenada? ha de ser de extraordinario ánimo y aliento en la defensa de su cometido. Vamos que la cara que se les puede poner si al final se ven obligados a soltar a los piratas capturados en Somalia va a ser de una incontenible alegría. La carcajada completa llegara completa cuando se encentren nuestros infantes de marina con compañeros de armas y expedición de otras banderas, por ejemplo los americanos, o los franceses o los holandeses.”

Angels Vinuesa comenta en su blog: “Si estando en el Golfo de Adén el barco españo, tiene pruebas evidentes de los ataques de piratas, y un juez abre una diligencia de prestar declaración en España, pero estos piratas no pueden desembarcar, porque existe otro acuerdo de la Unión Europea, entonces hay un embrollo jurídico que vamos a ver quien lo resuelve. Esta claro que mandar una fuerza militar a un lugar peligroso del mundo sin cobertura legal es un acto de improvisación que no se puede consentir.”

Angel Corbalan en Mirando el horizonte también reflexiona sobre lo que supone para los militares: ¿Alguien se ha puesto en la piel de los soldados españoles que trabajan en el Índico en busca de piratas somalíes? ¿Se imaginan la cara de idiotas que se les habrá quedado a los infantes de Marina que se juegan la vida deteniendo a estos nuevos corsarios cuando les hayan dicho que les liberen “por imperativo legal”?”

Print Friendly, PDF & Email
2 Replica a este post