BLOG

Fernando Berlín, el autor de este blog, es director de radiocable.com y participa en diversos medios de comunicación españoles.¿Quien soy?english edition.

Pedro es panadero en Pedraza, un pueblecito medieval de Segovia. Poco antes del amanecer amasa el pan de forma artesana e inicia una ruta que le ocupa varias horas, en furgoneta, por los pueblos que no tienen tiendas, ni por supuesto panadería.

Aquella ruta nunca ha sido rentable para él, ni siquiera en verano, cuenta. Pero como tiene una vena ciertamente revolucionaria, cree que el pan es un derecho, una necesidad imprescindible. Y como todos los revolucionarios con conciencia, pues vende pocas barras. Para él, lo monetario no es una prioridad.

En una de aquellas rutas, muy de madrugada, me dejó acompañarle y en esa furgoneta, que saltaba de bache en bache por el camino de tierra, me contó la profunda transformación que se está viviendo en esa industria. Los panaderos como él están desapareciendo por la invasión del pan precocinado.

Las familias están sustituyendo los ingredientes, las propiedades y el sabor de una barra de pan artesana, recien fabricada, por algo “parecido” a las bagguettes,  que se puede cocer en cualquier horno doméstico y que duran unas pocas horas antes de convertirse en piedra. Los núcleos familiares de hoy, ya se sabe, son así: víven en urbanizaciones fuera de las ciudades, conviven entre personas de su estrato y toda su vida social se desarrolla en la gasolinera, el videoclub, y el centro comercial. En todos esos sitios venden y calientan ya el pan precocinado.

Según publicó Consumer, en el año 2004 el pan precocido suponía ya el 20% el consumo de este producto en España. No son datos muy recientes precisamente, lo que nos alerta de lo que habrá empeorado esta situación.

El desembarco de este tipo de pan es tal, que se están marcando límites legales para su venta y creando no pocas complicaciones para los panaderos y los “expendedores” de pan -mal llamados también panaderos-.

El consumo de pan sigue cayendo a pesar de esos nuevos puntos de venta que han aparecido. Y yo me pregunto si ambas cosas no estarán relacionadas.