BLOG

Fernando Berlín, el autor de este blog, es director de radiocable.com y participa en diversos medios de comunicación españoles.¿Quien soy?english edition.

El periódico inglés Financial Times publica un texto de Caelainn Barr y de Mark Mulligan titulado: ??Lanzarote se enfrenta a la pérdida de su categoría ecológica?. El texto ha desatado una gran polémica en España, aunque la Unesco ha comunicado hoy que “por el momento no hay nada en curso”…”Al menos por ahora”-como dice El mundo.El artículo no es una invención del Financial Times. En él se citan las palabras de la funcionaria Meriem Bouamrane:

“Lanzarote no estaba desarrollando un turismo de masas, sino un turismo sostenible, más respetuoso con el medio ambiente”. A lo que Bouamrane añade que la organización está en contacto con las autoridades españolas para tratar de la situación y advirtió de que si se demuestra que las construcciones “no respetan la normativa local y tienen un impacto negativo en el medio ambiente, puede revocarse ese estatus”.

Pero lo primero el artículo:

??Lanzarote, destino turístico de las Islas Canarias, se enfrenta a la posibilidad de perder su valiosa clasificación medioambiental por su excesivo e ilegal desarrollo de las zonas costeras. De acuerdo con la UNESCO, la calificación de la isla como ??reserva de la Biosfera?? que le fue asignada en el año 1993, está en tela de juicio debido a las infracciones de las normas locales que han cometido los constructores de hoteles. Este informe de la UNESCO es fruto de una investigación sobre cómo se utilizaron los fondos de la UE para alimentar un ??boom?? constructivo en terrenos que previamente fueron calificados como sensibles desde el punto de vista del medio ambiente. El mencionado estudio ha sido realizado conjuntamente por el Bureau of Investigative Journalism, ubicado en Londres, y el Financial Times?.

??Han sido detenidos más de 30 funcionarios locales y varios empresarios de Lanzarote relacionados con la concesión ilegal de permisos y el equipo de anticorrupción de la UE ha sido el encargado de asegurar que las ayudas recibidas sean reintegradas. A pesar de que el gobierno de la isla está obligado a informar a la UNESCO de cualquier cambio que se produzca en circunstancias que puedan afectar su estatus de reserva de la biosfera, la organización ignoraba la construcción ilegal de hoteles hasta que contactó la semana pasada con este diario y con el mencionado Bureau?.

Bien. Quizá no haya nada por el momento pero pasará más tarde o más temprano. Lanzarote, fue una isla maravillosa, pero ha sido transformada de forma brutalmente especuladora en los últimos años. Ser catalogada como “reserva de la Biosfera” ha proporcionado pingues beneficios, y eso ha movido mareas de turistas hacia esas costas. Sin embargo gobernantes y constructores suelen confundir la palabra “progreso” con “ambición” y eso emborracha todas las perspectivas de desarrollo sostenible.

La población de Lanzarote deberá algún día enfrentarse a ese dilema: ¿a quien prefieren parecerse? ¿A Benidorm o a las Islas Galápagos? Ellos verán.

Print Friendly, PDF & Email