El proceso que juzga a casi 40 acusados de corrupción política en España y que toca al PP tiene lugar en plena tormenta y complica la formación de gobierno. El diario francés de izquierdas analiza así el impacto del juicio por el caso Gürtel en las posibles negociaciones para salir del bloqueo político. La crónica de su corresponsal François Musseau resalta asimismo que lo que se sienta en el banquillo es también una “época en España de dinero fácil y colusión delictiva entre políticos y empresarios” y señala que para muchos, Mariano Rajoy es precisamente la encarnación de esa era.

Liberation asegura que las caras de los 37 acusados en el caso Gürtel son un reflejo de la época de los años 2000 en España de “dinero fácil y colusión delictiva entre políticos y empresarios”. Añade que el caso Gürtel implica a 17 altos dirigentes del PP y es sin contestación el mayor “tanto cuantitativamente como simbólicamente” de los repetidos escándalos de corrupción que sacuden al partido en el poder desde 2011. Y califica de “sistema mafioso” y “contaminación interna del PP”, la red tejida entre políticos y empresarios durante una década principalmente en Madrid y Valencia.

Pero sobre todo el artículo apunta que este juicio que coincide con el de las tarjetas black que también implica altos cargos del PP, “complica considerablemente” cualquier salida al bloqueo institucional que vive España desde las elecciones del 20D. Menciona que la “feroz” crisis en el PSOE puede hacer que el partido se plantee una abstención para permitir un gobierno, pero advierte de que tanto los socialistas como Ciudadanos “rechinan” ante la idea de favorecer un nuevo mandato de Mariano Rajoy “encarnación de la corrupción y el cinismo”, según la dirección del PSOE.

Liberation es el diario francés de izquierda por excelencia. Fue creado en 1973 bajo el impulso de Jean Paul Sartre y los movimientos de Mayo del 68. Originalmente era de extrema izquierda, no había jerarquía en la redacción, todos lo periodistas cobraban lo mismo, las decisiones se tomaban por mayoría y no aceptaban publicidad. A partir de 1980, empiezan a cambiar las cosas, se modera hacia el centro izquierda y entran los primeros socios capitalistas. A causa de sus dificultades financieras, Edouard de Rothschild, heredero del imperio bancario, adquirió el 40% de su capital en 2005, provocando la partida de algunas de sus grandes firmas. Hoy posee el 26% del diario, el mismo porcentaje que el empresario de medios Bruno Ledoux. Una de sus señas de identidad es la importante presencia de la imagen fotográfica en su portada y en sus páginas. Su tirada ronda los 130.000 ejemplares. En el verano de 2012 publicó una controvertida portada con los colores de la bandera de España y el titular “Perdidos!”

Advertencia: Por respeto a la ley L.P.I. española, radiocable.com ni reproduce textualmente ni publica links a los textos externos que han llamado la atención de nuestro equipo. Si desea conocer la literalidad del artículo acuda directamente al medio referido.