Imagen de previsualización de YouTube

El gobierno sigue teniendo como objetivo mejorar la imagen exterior y acaban de presentar la campaña internacional de la marca España. Cuatro spots publicitarios, rodados por el cineasta Julio Medem que tratan de atraer a los turistas con un mensaje diferente que apela a las emociones, las experiencias, el estilo de vida, la noche…

El Secretario de Estado de Turismo Joan Mesquida ha explicado por qué se ha pasado del “Spain is different” a este nuevo eslógan de “Necesito España” que apela al sentimiento. La idea es ir más alla del clásico sol y playa, ” ofrecer la diversidad de productos que tenemos para el turista” y que “se contemple nuestro estilo de vida”. También se pretende posicionar a España como destino cultural de primer orden y diversificar la demanda desde el punto de vista temporal, geográfico y de productor.

Los cuatro anuncios de Turespaña son micropelículas dirigidas a cuatro arquetipos de turistas que se pretende atraer: familias,  jóvenes, el turista senior y el mercado asiático. La agencia McCann Erikson es la responsable de los spots que han costado 7,5 millones de euros y serán proyectados en 40 países pudiendo llegar a un público potencial de 400 millones de personas.

Ferran Adria en la campaña

Además del sol, la playa y los monumentos, la campaña quiere transmitir aspectos no tan conocidos como la gastronomía, la cultura o el deporte y por primera vez también la noche y la moda. Y entre los “embajadores” de la campaña están Ferran Adriá, las selecciones de fútbol y baloncesto, la campeona de kitesurf Gisela Pulido, los pilotos españoles de MotoGP o los jugadores españoles del Liverpool.

El objetivo de la campaña es llegar especialmente a las regiones del planeta donde el posicionamiento de España es más débil, como China, India, Oriente Medio, Iberoamérica o EE.UU. Y de momento el sector turístico ha mostrado su satisfacción por la campaña y el eslógan que han calificado de “acertado”.

Print Friendly, PDF & Email