La comparecencia del director del CNI ante el Parlamento para aclarar si Corinna zu Sayn-Wittgenstein trabajó para el gobierno o se benefició de fondos públicos es recogida por los medios británicos. Apuntan que la “misteriosa” princesa alemana, conocida como “la amiga del rey” está en el centro de un escándalo con implicaciones para la monarquía y el gobierno.

El artículo de The Guardian

The Guardian destaca que la princes Corinna es ahora el centro del debate político y habla de “fascinación” de los medios y algunos políticos con ella. La crónica de Giles Tremllet asegura: “El jefe del espionaje español niega que enviara a la princesa alemana en misiones secretas. Félix Sanz acudió a una comparecencia secreta para explicar la relación entre Corinna zu Sayn-Wittgenstein y el gobierno.  Se trata de una misteriosa mujer misteriosa conocida por los españoles como “la amiga del rey”, pero el martes la autodenominada princesa alemana Corinna zu Sayn-Wittgenstein pasó a ser el centro del debate político cuando diputados del Parlamento de Madrid interrogaron al jefe del espionaje del país sobre ella.

En una entrevista con el diario El Mundo el mes pasado, Zu Sayn-Wittgenstein, de 48 años, afirmó haber realizado trabajos secretos y gratis para el gobierno español. Su nombre ya estaba asociado con un escándalo por la pasión del Rey Juan Carlos por la caza del elefante, después de que ella lo acompañó en un viaje a Botswana. Zu Sayn-Wittgenstein negó tener una relación inadecuada con el monarca, pero eso no ha impedido que los periódicos, y algunos políticos, sigan fascinados por ella.”

Reuters resalta que al revolverse el escándalo, España investiga a la amiga empresaria del rey. La nota que firma su corresponsal jefe Fiona Ortiz explican: “El jefe de la inteligencia española fue interrogado a puerta cerrada en el parlamento el martes sobre si se ha usado dinero público en una mujer cuya amistad con el rey Juan Carlos ha alimentado un escándalo y los comentarios sobre su abdicación. Fue convocado por los diputados para investigar si Corinna zu Sayn-Wittgenstein, una empresaria de origen alemán con sede en Mónaco, se ha beneficiado alguna vez de operativos de seguridad españoles o recibió algún pago por parte del Estado por ejercer de lobista para empresas españolas en el exterior.

La irritación pública con el rey de 75 años de edad, admirado durante mucho tiempo por su papel en el restablecimiento de la democracia, ha ido creciendo al ir  su lujoso estilo de vida, los rumores de adulterio y las denuncias de corrupción en la familia real tomando mayor protagonismo en los otrora respetusos medios locales  mientras lo españoles de a pie hacen frente a una agobiante crisis económica.”

Print Friendly, PDF & Email