De Telegraaf publica un texto de su corresponsal Eric Castien que analiza los esfuerzos de la Administración española contra la economía sumergida. Pero sostiene que sobre todo es “una cuestión de imagen” ya que es algo tan extendido que “la economía española no puede funcionar sin dinero negro”.

Billetes de 500 euros
(Foto: Flickr/ Eric Cabellero)

“La Administración española ha iniciado una campaña de gran envergadura para combatir la muy extendida economía sumergida. Se estima que el dinero negro que circula representa entre el 20 y el 30 % del Producto Interior Bruto, lo que equivale a unos 250 ? mil millones de euros?. Toda persona que piense que el dinero negro sólo se genera en el sector de baja calificación profesional se equivoca. En la compra de una vivienda el notario español suele preguntar qué cantidad se quiere declarar y qué cantidad no se quiere declarar a la hora de redactar los documentos oficiales. Entre el 10 y el 15% del precio de la vivienda, según se rumorea, se entrega bajo mano. Los expertos no están muy preocupados por ello” recoge De Telegraaf.
Según estos, la atención se debe centrar en la economía oficial. El economista Marcel Jansen, vinculado a la Universidad de Madrid: ??Es por supuesto lógico decir oficialmente que haciendo aflorar el empleo sumergido mejorará el índice de empleo, pero se trata sobre todo una cuestión de imagen??. Ahora lo importante es que el mercado laboral funcione mejor. Es decir que se flexibilice y se haga más productivo. Esa es la gran prioridad de este Gobierno. Si consiguen realizar esto, parte del problema del dinero negro se resolverá espontáneamente???.

Print Friendly, PDF & Email
1 replica a este post
  1. Los notarios españoles carecen de medios para evitar que se pague en negro. Una sencilla solución sería subir los valores mínimos de referencia y bajar los Impuestos de Transmisiones con lo que se conseguiría cumplir más fácilmente la Ley y recaudar los mismos Impuestos.