El diario belga analiza el aspecto social de la peor crisis económica que ha vivido la democracia española. Y pone el acento en que el 90% de los españoles tiene un sentimiento de ansiedad y está afectado emocionalmente, teniendo además de la sensación de que “están pagando solos los platos rotos”.


(Foto: Flickr/Estrelladequeso)

Le Soir recoge una valoración del vicepresidente de Metroscopia José Pablo Ferrándiz que sostiene que: “la crisis ha provocado un sentimiento de ansiedad en el 90% de la población. Emocionalmente, los españoles están muy afectados, incluso aquellos que se ven menos afectados por la crisis”. Y mencionan que ” el 40% de ellos piensa que la situación económica empeorará en 2013, según el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS).”

El diario añade: “A la pérdida de confianza en el futuro, se une una creciente desconfianza en las instituciones del país. La Corona y la Justicia, afectadas por varios escándalos, han decepcionado. Del mismo modo, los políticos se consideran los principales responsables de la situación actual, tras los bancos, y la sospecha de connivencia entre ambos es recurrente.”

El pueblo tiene la impresión de estar pagando él solo los platos rotos. Este terreno favorece el surgimiento de movimientos sociales, como los indignados, cuya capacidad de movilización está intacta, o casi, un año después de su aparición. Sin embargo, para José Pablo Ferrándiz, el riesgo de explosión social sigue siendo bajo: “Tradicionalmente, el colchón familiar y las ayudas sociales son una válvula importante. Pero si los beneficios sociales se reducen, el apoyo de la familia sufrirá automaticamente y la protesta inevitablemente se hará más amplia.”

[Leer el artículo completo en Le Soir]