Las denuncias de algunos periodistas acusando a Podemos de presionarles son noticia en Le Figaro, La Libre Bélgique y Les Echos, entre otros. Se detalla que las quejas provienen de la principal asociación de periodistas españoles, la APM, que habla de una “campaña sistemática” de acoso por parte de la dirección del partido contra periodistas, especialmente con intimidaciones y amenazas en las redes sociales. Aunque se señala que la APM no ha dado ni el nombre, ni el número de profesionales y medios afectados.

Le Figaro habla de presiones de Podemos a los medios. Recoge que la principal asociación de periodistas de España ha acusada a la dirección del partido de izquierda radical de intentar controlar el trabajo de los periodistas acosándoles, especialmente en las redes sociales. Detalla el comunicado de la APM en la que se resalta que un grupo de periodistas se siente acosado por el equipo dirigente del partido que lidera Pablo Iglesias desde hace más de un año y denuncian una “campaña sistemática de acoso contra periodistas profesionales en las redes sociales que son intimidados y amenazados cuando el partido no está de acuerdo con sus informaciones. Aunque apunta que la APM no ha dado ni los nombres ni el número de periodistas y medios afectados.

La Libre Belgique apunta que periodistas denuncian presiones de Podemos en un contexto general que también se está dando en EEUU, Francia, Hungría o Turquía. Recoge la queja de la Asociación de la Prensa de Madrid, APM, contra los “métodos” de Podemos y su “campaña sistemática” de acoso contra periodistas, intimidándoles o amenazándoles en las redes sociales. Y señala que esta denuncia surge en un contexto de presiones crecientes contra la prensa en todo el mundo, desde el presidente Trump que acusa a los periódicos de publicar informaciones falsas, hasta en la campaña presidencial francesas donde se critica la cobertura mediática, o en Hungría y Turquía.

Les Echos recoge las protestas de periodistas españoles contra el acoso de Podemos. El artículo de Cécile Thibaud explica que la APM acusa a la dirección del partido de extrema izquierda de ejercer un control cerrado sobre el trabajo de los periodistas que a veces son recriminados en público durante conferencias de prensa, bombardeados a críticas en las redes sociales o reciben llamadas intimidatorias. Menciona además los “numerosos ejemplos de agresividad” en los últimos meses según avanzaba el “deterioro” de la relación entre los medios y los dirigentes de Podemos “visiblemente irritados” por las informaciones publicadas, recordando el comentario de Pablo Iglesias sobre el abrigo de piel de un reportera o las burlas contra un periodista de El Mundo.

Advertencia: Por respeto a la ley L.P.I. española, radiocable.com ni reproduce textualmente ni publica links a los textos externos que han llamado la atención de nuestro equipo. Si desea conocer la literalidad del artículo acuda directamente al medio referido.