Varios diarios anglosajones analizan la decisión del banco español de cancelar el acuerdo para comprar una rama del Royal Bank of Scotland. Aunque resaltan que la operación debilita la posición del Santander en el Reino Unido, se considera que puede beneficiar a su negocio en España.

Una sucursal del Banco Santander
(Foto: Flickr/El angel exterminador)

El Wall Street Journal cree que la ruptura del acuerdo puede beneficiar el negocio español del Santander. La crónica de Simon Nixon explica: “La decisión del Santander de retirarse de un acuerdo por valor de 2,6 millones de dólares para comprar 316 oficinas del Royal Bank of Scotland es una de esas sorpresas que en realidad no es tan sorprendente. El acuerdo fue alcanzado en tiempos más felices en 2010, cuando la economía del Reino Unido se estaba recuperando y la crisis del euro se limitaba todavía a Grecia.

Desde la perspectiva de Santander, una consecuencia feliz de la caída de la operación es que ya no tendrán que reservar tanto capital para su filial del Reino Unido. El banco español ha sido en privado, uno de los mayores críticos del régimen regulador británico que obligaba a mantener más de 12 mil millones de libras de capital en el Reino Unido. Sería sorprendente que ahora no pidiera a los reguladores del Reino Unido si le permiten repatriar parte del capital excedente a su negocio español bajo presión.”

Financial Times ve el fracaso de la operación como un golpe para la ambiciones del Santander. El articulo de Patrick Jenkins y Sharlene Goff dice: “Contratiempo para RBS en su senda de rehabilitación. El fracaso en ultimar la compra es un golpe para las ambiciones del Santander en el Reino Unido. El RBS llevaba más de dos años trabajando en la venta, ordenada por la Comisión Europea después del rescate público del banco por el Reino Unido por un importe de 45 millardos de libras. El RBS ha informado que ha sido el Santander el que se ha retirado del trato, inicialmente valorado en 1,65 millardos. El Santander ha culpado de su decisión a los retrasos en completar el acuerdo.”

The Guardian habla de súbito golpe para el RBS. Explican que: “La venta de 316 sucursales del RBS por 1,65 millardos de euros fue anunciada hace más de dos años y repetidamente retrasada por problemas técnicos.  El acuerdo con el Santander se ha cancelado en el último momento.”

Print Friendly, PDF & Email