Igual que ya existían laboratorios u hospitales portátiles para casos de emergencia, una empresa española, Blendhub, ha desarollado un modelos estándar de factoria móvil que, segun explica Teknautas, puede revolucionar la industria alimentaria, la farmacéutica y la petroquímica. (Foto: Flickr/Foodbevphotos)

Su sistema le has llevado cinco años de trabajo y una inversión de tres millones de euros. La empresa, dedicada a la ingeniería de producción de maquinaria de procesos, ha tenido en cuenta las necesidades de producción de las mezclas purulentas -materias primas y productos en polvo- para la industria alimentaria y han creado un modelo de fábrica que cabe en un camión y se puede enviar y montar a cualquier parte del mundo.

Una vez desplegada la factoría ocupa 120 metros cuadrados.Y desde el primer día puede estar en disposición de producir 2.000 kilogramos de producto a la hora: 6.000 toneladas al año, al mismo nivel que cualquier planta de nueva construcción.

Imagen de previsualización de YouTube

“Sólo se necesitan dos días para poner en marcha la producción, y se puede montar en un día. Está diseñada para grandes empresas que quieren probar un mercado emergente de forma rápida, por ejemplo en Sudamérica o Asia”, explica a Teknautas Eladio Valcárcel, director de la compañía.

De momento, se ha especializado sólo en un tipo de producto final, para la industria alimentaria para seres humanos y para animales, pero su idea ha llamado la atención demultinacionales de otros sectores, como farmacéuticas y petroleras. Una vez diseñado el modelo standard, no resultaría complejo adaptar la fábrica a cualquier otro sector.