Por Alberto Granados

Son de esos restaurantes con historia propia, por sus mesas han desfilado actores, cantantes, poetas y ya se han quedado como clientela fija, algo que sucede cuando somos atendidos por Perico y sus muchachos y Nines nos seduce con sus pucheros ¡Que mano le ha dado Dios para la cocina! Puedo prometer y prometo ¿a qué me suena esto? Que no he encontrado una ensaladilla como la que prepara Nines, ni un pollo “andarín” como ellos lo han bautizado, tan exquisito, tan sólo aderezado con manteca y cocinado muy lentamente al horno. Casa Perico es como esa madre a la que acudes cuando estás desnutrido o harto de las comidas fuera de casa.Restaurante casa perico

En cuanto llegas, Perico, que es como un padre, y Nines, que es como una madre, te empiezan a comentar lo delgado que estás y te empiezan a sugerir platos y platos: Que si el potaje, que si las lentejitas, que si la judiada estofada, que si cocidito madrileño…

Sólo escribir estas líneas me está costando trabajo. Yo me resisto, Nines que sabes que me gusta cuidarme, y ella con cara de pocos amigos se marcha para prepararte una verdurita (de las naturales), unas ensaladas que no sé como las adereza pero en pocos sitios saben igual o alguna cosita a la plancha. Perico que es el controlador de la caja, siempre intentará seducirte con la rueda de pescado, con la tapilla de Cebón o con las costillitas de lechal, y si puede te recomendará algún vinito bueno con el que regar esos exquisitos manjares.

Restaurante casa perico 2No se porqué pero creo que se me está notando mucho lo agustito que estoy en este sitio y lo bien que me cuidan. ¿Algún pero? Bueno hay que comentar que comida casera no es sinónimo de comida barata y a veces a Perico se le va la cabeza y te sirve un vino que te sube algo la cuenta, pero hasta eso se le perdona con tal de que te deje probar los “callos a la madrileña” que en pocos sitios saben tan exquisítos.

¿Y los postres? Lo mejor es dejarse seducir por un “variado” donde destaca un “arroz con leche” o unas “natillas” de las caseros, al igual que yo a cada cucharada estarás recordando a tu abuela y su buena mano con la cocina (en el caso que la tuviera).

Lo dicho, si de verdad quieres conocer Madrid tienes que visitar Casa Perico, donde todo lo que te ponen esta ¡Rico, rico, rico…!

Tipo de cocina: Casera
Platos recomendados: Pollo andarín, Arroz a lo cutre, ensaladilla rusa
Dirección: c/ Ballesta, 18
Teléfono: 91.532.81.76
Horario: De 13:30 a 17:00 y de 20:30 a 24:00. Cierran sábado noche y domingo entero.
Municipio: Madrid
Zona: Centro
Accesos: Metro Gran Vía (Lineas 1 y 5) y Callao (Lineas 5 y 3)
Precio: A partir de 25 ?

Print Friendly, PDF & Email