Nuno Ribeiro, del diario Publico explica en radiocable.com que los resultados de las municipales y autonómicas son una “debacle” para el PSOE que le van a crear una “contradicción tremenda” internamente de cara a las primarias. Advierte que cualquier liderazgo que surja en el partido tendría que oponerse al gobierno para afirmarse. Por eso cree que, salvo que se adelanten las elecciones, el candidato que se presente a las primarias socialistas “se va a quemar”.

Zapatero comparece tras el 22M
(Foto: Flickr/Partido Socialista)

Para Nuno Ribeiro la derrota del PSOE el 22M es una “debacle” que era “previsible”. Considera que “lo que ha determinado los resultados no ha sido la gestión de alcaldes y presidentes de comunidades sino fundamentalmente la situacion economica en España… han pagado justos por pecadores de alguna forma”. Cree que la responsabilidad recae tanto sobre los efectos de la crisis, como sobre la forma en la que la ha manejado el gobierno de Zapatero.

Pero considera sobre todo que el resultado “debilita todavia más a un gobierno que estaba debilitado por una situación de interinidad del presidente del gobierno”. Y cree que su idea de aguantar hasta el final de la legislatura “va a crear una situación muy complicada porque el PP obviamente va a hacer una presion-desgaste clarisima al gobierno pidiendo elecciones anticipadas y tengo dudas de que el gobierno aguante”.

Pero además, el corresponsal cree que esto provocara otro problema “la coexistencia entre el gobierno y el nuevo liderazgo del PSOE”. Advierte que “cualquier liderazgo que se quiera afirmar en el Partido Socialista tendrá que corregir y criticar algunas de las medidas impuestas por el gobierno. Esto crea una contradicción tremenda. Es imposible hacer la cuadratura del circulo”.

Para Nuno Ribeiro, el resutlado del 22M hace que independientemente de quien sea el candidato en las primarias, “vaya a ser alguien que se va a quemar”. Por eso no cree que se presente a Rubalcaba un “hombre inteligente y con mucha experiencia politica”, porque “hay que hacer una gestión imposible, para afirmarse hay que presentarse como alternativa a su propio gobierno”. Y considera que al PSOE le espera una “larga travesía en el desierto”.

Print Friendly, PDF & Email