La ficción televisiva española no sólo ha logrado traspasar fronteras, sino que algunos de sus productos han triunfado con audiencias que en teoría tienen muy poco en común con la nacional. La historia del éxito de Verano Azul en Bulgaria, Los Serrano en Finlandia o El Barco en Rusia, entre otras, es recogida por el blogg Cooking Ideas. (Foto: Flickr/Santvalladolid)

Hasta 8 series de TV made in Spain han logrado conquistar al público de países llamativos. Entre ellas destaca la mítica “Verano Azul”. Además de arrasar en España en la década de los 80, la serie fue emitida en toda Latinoamérica, Portugal, Angola, Argelia, Croacia, Checoslovaquia, Polonia y Francia. En todas partes con éxito, aunque uno de los sitios donde mayor furor causó fue Bulgaria.

Igual o más sorprendente aún es la furor que causó Los Serrano en Finlandia.Emitida por la cadena generalista YLE en versión original subtitulada tuvo una audiencia media del 25%. Los finlandeses disfrutaron tanto de la españolidad de Antonio  Resines o Jesus Bonilla que sus protagonistas se convirtieron en muy populares. En el caso de Fran Perea, incluso en ídolo juvenil que vendió miles de discos y dio conciertos abarrotados.

Los Serranos subtitulada al finlandés
(Foto: Flickr/Joralce)

También es destacable el éxito de El Barco en Rusia, el de El Internado en Japón y Vietnam, y el de Pocoyó, que tras conquistar a medio mundo arrasó en China hasta el punto de ser la primera de animación infantil extranjera difundida en en país.

Imagen de previsualización de YouTube

Print Friendly, PDF & Email