“Se va a poder ir a todos los lugares donde se presuma que está habiendo una detención en la que pueda haber sido motivo de tortura”. Se van a efecturar visitas sin aviso previo por distintos puntos de la geografía nacional para evitar cualquier posibilidad de tortura”.

Lo ha dicho la adjunta al defensor del pueblo, María Luisa Cava de Llano. Se trata de un nuevo organismo basado en modelos que aplican en Francia o Alemania. España firmó la Convención Contra la Tortura que hace que nazca ahora este mecanismo que estará dirigido por la institución del defensor del pueblo.

“las 80 prisiones que hay en España o las miles de comisarías o cuarteles de todos los cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado estarán sometidas a visitas sorpresa” para comprobar lo que hacen con los internos -explica la Cadena Ser.

Era un asunto muy reclamado por diversas ongs. España ha sido objeto de diversas denuncias por parte de organizaciones como Amnistía Internacional: En centros de menores, contra inmigrantes, y todo tipo de detenciones. Las denuncias han llegado incluso al extranjero. Ahora un pionero organismo se encargará de velar por el cumplimiento de los derechos humanos.

En noviembre de 2009,  AI hizo pública la actualización del informe publicado en 2007: “Sal en la herida: impunidad policial dos años después”, con información al día de los casos recogidos entonces.

En los últimos años Amnistía Internacional ha documentado detenciones ilegales y malos tratos con componente racista, especialmente a ciudadanos extranjeros, y ha denunciado también la impunidad que parece amparar a los que cometen esta violaciones de derechos humanos.

El derecho internacional establece que las víctimas de tortura y malos tratos tienen el derecho a recibir del Estado una reparación inmediata que incluya la restitución, una indemnización justa y adecuada, así como atención medica y cuidados apropiados para su rehabilitación.

Print Friendly, PDF & Email