BLOG

Fernando Berlín, el autor de este blog, es director de radiocable.com y participa en diversos medios de comunicación españoles.¿Quien soy?english edition.

La prensa marroquí está prestando muchísima atención a un asunto que aquí ha tenido una repercusión limitada,  pero que transforma, en cierto modo, las relaciones España-Marruecos.

El gobierno marroquí ha empezado ya a construir la base naval militar en el Norte de Marruecos, junto a Ceuta. Es impensable, como recuerda Aujourd´Hui Le Maroc, que la construcción haya tenido lugar sin el conocimiento y aprobación de nuestro país. Nuestras relaciones con el vecino del sur son especialmente buenas ahora , y es obvio que mas que una amenaza, la base servirá  para luchar contra el tráfico de droga, contra el tráfico de seres humanos, contra el terrorismo, etc…

Aujourd´Hui Le Maroc publica un artículo en el que lo explica: « Nueva base naval en el Mediterráneo que modifica de manera sustancial el ??statu quo?? militar hispano-marroquí?.

??La ceremonia de inicio de las obras, presidida por S.M. el Rey Mohammed VI, de la base naval del Norte, en Ksar Sghir, es un hecho absolutamente remarcable por multitud de razones objetivas. Es un auténtico éxito tanto en el plano militar como en el estratégico. En sustancia, y sin caer en el ??patrioterismo?? fuera de lugar, esta base permitirá a nuestro país el asumir sus responsabilidades en el Sur del Mediterráneo en tanto que socio ??de pleno derecho??. Un reconocimiento merecido. Continuaremos, pues, a hacer parte de nuestro trabajo, con más autonomía, con más eficacia y, ciertamente, con más independencia, en esta región del mundo extremadamente sensible?.

??Otro punto que puede parecer que haya pasado desapercibido: esta base modifica de manera substancial el status quo militar hispano-marroquí, especialmente el heredado del periodo colonial. No podemos imaginarnos que este proyecto haya sido iniciado sin acuerdo con nuestros vecinos ibéricos. Es, de hecho, una muy buena noticia. Esto significa, claramente, que las relaciones entre Marruecos y España, en ruptura con un reciente pasado, han llegado a un grado de madurez excepcional que permite afrontar, de manera compartida, una visión estratégica sobre temas habitualmente afectados por nacionalismos exacerbados o por medio de declaraciones belicosas. Nuestros vecinos han comprendido que no se le puede pedir a Marruecos que asuma su parte de responsabilidad en la lucha contra el tráfico de droga, contra el tráfico de seres humanos, contra el terrorismo, etc… sin que refuerce su situación estratégica operacional?

El periódico Al A lam, sostiene sin embargo que “España está molesta por la base militar” y cree que “la creación de esta base representa un desafío para las autoridades españolas que controlan el Estrecho de Gibraltar?….

Print Friendly, PDF & Email