Según la agencia de prensa Europa Press, el gobierno ha mostrado su satisfacción por el trato que le ha dispensado la prensa alemana. Razones tiene, desde luego:

El ‘Süddeutsche Zeitung’ tituló “Rara vez tan tranquilos como en España” , Merkel se encontró “con un simpatizante”, “alma gemela”. “El tono y el lenguaje corporal demostraron que se entienden y que no tienen intención de darse grandes problemas el uno al otro”, señala el diario, para el que la canciller “lo ha tenido mucho mas fácil en España que en Roma o Atenas”.

Según el ‘Frankfurter Allgemeine’ , ‘La canciller elogia las reformas de Rajoy’ . En el editorial, explicó que “el empeño de Rajoy de proseguir su ruta hacia la consolidación presupuestaria y las reformas estructurales, merece según Merkel, un general reconocimiento”. y ‘Die Welt’ tituló ‘Angela Merkel y el día decisivo del euro par España’,

Pero siendo cierto que la prensa alemana destacó el respaldo de Merkel a Rajoy, algunos de los diarios mostraban su discrepancia, según explica el diario Expansión, con las formulas elegidas para resolver el problema español.

Tanto es así que los principales periódicos conservadores alemanes acusaron al presidente del BCE, Mario Draghi, de firmar “un cheque en blanco” para aliviar la carga de países con problemas que puede poner en riesgo la misma viabilidad del euro.  Incluso Bild, el rotativo líder en ventas, llama “kaputt” a la política de la supra institución monetaria.

El Frankfurter Allgemeine Zeitung sostiene que “la línea entre la política monetaria y fiscal se ha vuelto borrosa” y recalca que los argumentos del BCE para iniciar la compra de bonos son “demasiado inverosímiles”, y el diario Münchener Merkur se lamenta de que “se ha abierto la caja de Pandora en beneficio de los países hostigados por las deudas”.

Print Friendly, PDF & Email