Aïman Zoubir, corresponal de la cadena qatarí Al Jazeera señala que la aguda crisis económica de España es conocida en el mundo árabe y ha afectado a su imagen, igual que la corrupción aunque en grado menor. Apunta que el deterioro no ha tenido repercusión directa para las empresas españolas que tienen que tienen cada vez mejor presencia y acogida.

Aiman Zoubir

Aïman Zoubir explica: “En el mundo árabe lo que más resalta de España es la crisis económica aguda. La gran comunidad árabe, principalmente marroquí, se ha visto muy afectada por ella y hace llegar esos ecos, igual que los medios de comunicación”.

Asegura que la imagen de España también se ha visto afectada por la corrupción: “dado que los índices de corrupción son muy altos en el mundo árabe y muchas veces se quedan sin castigo, aunque aqui haya 1.000 imputados es un tema menor para la audiencia árabe. Se habla un poco más de esto en los países del entorno, Marruecos, Argelia…, pero no es la principal preocupación y no es comparable al eco que puede tener este tipo de noticias en Europa o EEUU.”

Por todo ello, el corresponsal asegura que la imagen de España ha sufrido un cierto deterioro: “las empresas españolas siguen invirtiendo en el mundo árabe y teniendo buena acogida. En Marruecos, por ejemplo, este año el número de inversiones españolas a superado a las francesa y un sector insignia de España, como el AVE ha tenido acceso a proyectos muy golosos en Arabia Saudí… Si ha habido deterioro de la imagen de España no ha tenido repercusiones directas, ni ha habido pérdida de credibilidad de las empresas.”

En cuanto a la relación concreta de España con Qatar, Aïman Zoubir asegura: “Hay mucho flujo y se debe a que Qatar está invirtiendo mucho. Pero no solo en España, sino en todo el mundo: Francia, Inglaterra, Asia, África… De hecho yo diría que no hay un interés especial por España, hay países europeos que cuentan con más inversiones qataríes como Francia, donde hay un sinfín de proyectos”.

Print Friendly, PDF & Email