Heirich Himmler y su hija Gudrun

El periodista y ex político británico Daniel Finkelstein es también hijo de una superviviente de los campos de concentración nazi. Por eso y a raiz del escándalo sexual con implicaciones nazis en el que se ha visto envuelto el presidente de la FIA Max Mosley, ha escrito un artículo en The Times repasando qué ha sido de los hijos de algunas de las figuras más prominentes del regimen nazi y reflexionando sobre el dilema ético que afrontaron. Entre ellos está Paddy Hitler, el sobrino perdido de Führer.

William Patrick Hitler fue hijo de Alois, hermano de Adolf y una irlandesa. Nació en Irlanda, aunque pronto su padre volvió a Alemania y Paddy le siguió años más tarde para ver si podía hacer fortuna al calor del poder de su tío. Según cuenta el blog Guerra y Paz, le “enchufaron” en un banco y la Opel, pero pidió más. Adolf Hitler que no tenía buena opinión de su sobrino se lo negó y la reacción de Paddy fue volver a Inglaterra y romper con su tío.

Después viajó a EEUU e incluso se afilió al Ejercito para luchar contra Alemania en la Segunda Guerra Mundial. Al acabar esta se afincó en Long Island… aunque cambió su nombre por el de Stuart-Houston. Murió en 1987, dejando tres hijos -el cuarto murió en accidente-… ninguno de los cuales ha usado nunca su verdadero apellido y reniega de cualquier vinculación con los nazis. 

El peso del pasado familiar y del nombre, es algo que tienen en común muchos de los hijos de destacados dirigentes nazis que han sobrevivido. La mayoría de ellos ha sufrido el estigma del horror que protagonizaron sus antepasados y han denunciado los crimenes nazis. Es el caso de Katryn Himmler, de Hilde Schrram y Albert Speer, hijos del arquitecto del regimen Albert Speer, de Nicholas Mosley o del ahijado de Hitler, Martin Borman. 

Pero algunos descendientes de nazis, no solo no han renegado de sus antecedentes sino que han “abrazado” la ideología fascista con fuerza. Es el caso de la hija de Heinrich Himmler, Gudrun o de la nieta de Mussolini, Alessandra.

Print Friendly, PDF & Email
1 replica a este post
  1. Me parece increible que Mercedes haya sido el primero en pedir la dimision de Mosley, por la connotacion del nazismo, cuando ellos han sido los primeros que aprovecharon la mano de obra gratuita de los judios durante la II Guerra mundial, no solo eso, sino sus formas no han cambiado mucho, el mal trato dado a Alonso y ahora, marginar a De la Rosa en favor de Kovalainen me parece vergonzoso…