La constructora española está viviendo un mes abril de ensueño con sus proyectos en Norteamérica. Hace unos días se adjudicó un enorme contrato en Canadá para construir y explotar un puente por 1.850 millones y ahora acaba de firmar otras seis obras en EEUU que le reportarán en total a ACS cerca de 400 millones de euros más.

El contrato más gordo es el del puente sobre el San Lorenzo entre Montreal y sus suburbios. Se trata de una infraestructura clave para Canadá que ha adjudicado el propio gobierno del país a la constructora española por 1.850 millones de euros. La infraestructura, de 3,4 kilómetros de longitud, sustituirá al actual puente Champlain.

Pero además ha logrado a través de una de sus últimas adquisiciones, Prince Contracting, otros cuatro contratos en Florida. Tres para hacer mejoras viales en los condados de Orange, Santa Rosa y Hernando, y un cuarto para construir un segmento de una nueva circunvalación al noroeste de Orlando. En total, estas obras suman 216 millones de dólares (200 millones de euros).

ACS también se ha adjudicado, a través de filiales en EEUU, un contrato en Springfield (Massachusetts), para remodelar un viaducto de 1,4 kilómetros de longitud por 141 millones de euros y otro en Carlsbad (California) para ejecutar una estación de bombeo de aguas residuales por 41 millones de euros. Las seis obras suman en total unos 382 millones de euros.