El semanario británico publica un analisis del precio de la vivienda a nivel global, que recoge que la mayor caída ha sido en España: un 9,3%. Aun así, The Economist sostiene que caerá mucho más todavía. Consideran que la “sobrevaloración en España es en torno al 20%”.

Viviendas en venta
(Foto: Flickr/Springfield)

The Economist asegura: “Donde más hinchadas están las valoraciones europeas es en Francia: en tanto como un 50% si se juzgan los alquileres como en un 35% sobre la base de la ventas. Esto se compara con una sobrevaloración en torno al 20% en ambos aspectos en España, a pesar de las caídas de precios hasta la fecha (un 9,3% de caída en 2012 y un 24,3% desde 2007)”.

Añaden: “Aunque cualquier derrumbe de precios de viviendas en Francia es probable que sea modesto en comparación con España. El estallido de España refleja un exceso de oferta masiva de viviendas construidas en el boom de la construcción y una tasa de desempleo que se elevó al 26,6% en noviembre, la más alta de Europa.”

El analisis también resalta: “La tasa de desempleo de Francia ha subido al 10,5%, pero está en una liga diferente a la de España y sus bancos también están en mejores condiciones que los españoles.”

[Leer el artículo completo en The Economist]

The Economist es un semanario británico que se publica desde 1843 y considerado un referente en el  análisis de las relaciones internacionales y la economía. Su opinión influye en la imagen exterior de los países, en los inversores y marca la agenda de otros medios de comunicación. Pertenece  en un 50% al grupo Pearson -que también edita el Financial Times- mientras que el resto está en manos de accionistas independientes -incluyendo a miembros del staff- y la familia Rothschild. Su linea editorial es neoliberal tanto a nivel económico -a favor del libre mercado, la globalización y la libre inmigración- como en temas sociales -han apoyado el matrimonio gay, la legalización de las drogas o el control de armas-. Y politicamente han respaldado tanto a candidatos conservadores como de izquierdas. Sus artículos no van firmados. Su circulación en 2012 ha sido de 1.574.803 ejemplares.