Un obrero

La economía sumergida en el empleo mueve en torno a los 82.500 millones de euros, lo que supone casi un 8% del PIB generado anualmente en nuestro país. Estas son las estimaciones realizadas los Técnicos del Ministerio de Hacienda (GESTHA). Este colectivo explica que el fraude laboral supone ya una tercera parte del total de la economía sumergida.

Los datos se han dado a conocer con motivo de la próxima aprobación del Real Decreto Ley para el afloramiento y control del empleo sumergido. GESTHA considera que si se aplicaran medidas que redujera nen diez puntos la tasa de fraude en España -hasta alcanzar el nivel de los países europeos más desarrollados- el Estado recaudaría cada año más de 13.000 millones de euros adicionales procedentes de las cuotas a la Seguridad Social.

Por regiones, los mercados laborales que esconden más empleo irregular son Cataluña (28.937 millones de euros anuales), Madrid (12.351 millones de euros), Andalucía (11.549 millones de euros), Comunidad Valenciana (8.347 millones de euros), Galicia (4.702 millones de euros) y Castilla y León (4.612 millones de euros anuales).

Asimismo, Gestha recuerda que a nivel nacional la tasa de economía no declarada alcanza actualmente el 23,3% del PIB, lo que supone cerca de 245.000 millones anuales, de los que el 65,9%, casi dos terceras partes -161.647 millones de euros- proceden del fraude fiscal, un componente “que no debe dejarse a un lado en próximo plan del Gobierno”.

Desde Gestha se recalca la importancia de que el nuevo plan recoja medidas específicas para hacer frente a las principales bolsas de economía sumergida, como es el fraude en el autoempleo de autónomos y gerentes de empresas individuales o familiares, especialmente en sectores como la agricultura, la contrucción y oficios auxiliares, la hostelería y servicios turísticos, o el transporte. [visto aqui]

Print Friendly, PDF & Email