La prensa europea está siguiendo con atención el conflicto de Melilla. Varios medios mencionan la tensión política interna que la disputa diplomática ha provocado en España con los ataques del PP al gobierno de Zapatero. Uno de los más explícitos es el Financial Times que recoge en su titular sobre esta información las acusaciones de “deslealtad” al ex presidente Aznar por su visita a Melilla. Otros diarios como Le Figaro, Liberation informan de la tensión, mientras que Ouest-France acusa al PP de echar aceite al fuego.

 

Imagen de previsualización de YouTube

El Financial Times recoge como la visita sorpresa de José María Aznar a Melilla ha “indignado” al gobierno español. Recordando que mientras fue presidente, nunca visitó la ciudad autónoma, el diario recoge las declaraciones de José Blanco en las que acusa a Aznar de “deslealtad” al gobierno y al país y asegura que “no sabe de ningún ex presidente que hace este tipo de cosas sin el conocimiento del gobierno”. El diario incluye también las palabras de un analista político marroquí que considera que la tensión entre los dos países lleva meses “larvándose”, en concreto desde la crisis por la huelga de hambre de Aminatu Haidar.

Otro medio británico el Gibraltar Chronicle también se hace eco de la visita del ex presidente y habla de un “movimiento de pinza del PP para atacar al gobierno de Zapatero”. Incluso consideran que forma parte de una táctica general del partido que lidera Rajoy y lo contextualizan con las declaraciones del alcalde de la Línea de la Concepción que ha pedido un impuesto en la frontera con Gibraltar.

Euronews por su parte informa de los ataques al gobierno a cuenta de la polémica en Melilla. “El gobierno ha quedado en la línea de fuego por parte de la oposición por la forma de llevar el conflicto diplomático” aseguran, aunque incluyen declaraciones de Rabat y Madrid negando que la disputa sea sobre la soberanía del enclave.

Desde Francia, Le Figaro refleja como la tensión entre España y Marruecos ha ide creciendo. Y recoge las acusaciones del PP, mayoritario en Melilla, criticando “la falta de firmeza del Ejecutivo hacia Marruecos”. Y aunque no mencionan literalmente la visita del ex presidente, recuerda que durante su mandato José Maria Aznar “provocó una congelación total de las relaciones diplomáticas al arreglar por la fuerza un conflicto de soberanía sobre el minúsculo islote de Perejil”.

El diario Ouest France va más lejos y considera que mientras que el gobierno trata de “calmar el juego”, el PP echa aceite al fuego. Creen además que Meilla está “pudriendo” las relaciones entre Marrueco y España y hablan de que “la derecha española ha encontrado una ocasión de oro de enterrar un poco más al “débil” Zapatero en los sondeos. Su predecesor, el conservadorJosé Maria Aznar a ido a Melilla para paoyar al alcalde del enclave. Una visita de un gran peso simbólico”.

Liberation por su parte hace una crónica de como las protestas contra la policía en la frontera y el bloqueo de marroquíes a Melilla han ido creciendo hasta desembocar en una disputa bilateral e interna.

Print Friendly, PDF & Email