España tendrá gobierno y lo presidirá Rajoy, pero eso no significa que la época del bloqueo político haya acabado y es previsible que la nueva legislatura sea muy difícil y dé pocos frutos. Este es el análisis que hace el prestigioso diario financiero británico, tras conocerse que el PSOE se abstendrá para permitir un gobierno del PP. El texto, dentro del espacio Global Insight, es de su corresponsal Tobias Buck y advierte de que aunque haya investidura, la aritmética del Congreso no ha cambiado y hace muy complicado cualquier acuerdo, por lo que no debería esperarse ninguna de las reformas profundas que necesitaría el país en asunto laborales, de educación o territorial.

El Financial Times duda de que el estancamiento político de España haya acabado realmente. Señala que Mariano Rajoy se ha asegurado un segundo mandato, tras levantar el PSOE su veto y aceptar abstenerse. Pero apunta que lo que no ha cambiado es al aritmética del Congreso, donde el PP solo controla 137 escaños, por lo que incluso sumando los de Ciudadanos, aun necesita siete más para aprobar cualquier cosa dentro de un parlamento “mayoritariamente hostil”. Porque señala que aunque los socialistas hayan aceptado abstenerse, lo han hecho por “cansancio y miedo, no por convicción” y su prioridad es recuperar su credibilidad y silenciar a sus rivales de extrema izquierda, por lo que serán muy reacios a apoyar al PP en cualquier asunto.

El artículo apunta que el primer test para Rajoy serán los presupuestos, donde cree que podrá conseguir el apoyo de PNV y Coalición Canaria “a cambio de algunas concesiones financieras para ellos”. Pero sostiene que más allá de este acuerdo es difícil vislumbrar mucha más acción legislativa. Lamenta que ni una nueva reforma laboral, ni un cambio del “ineficiente” sistema educativo, ni tampoco una modificación constitucional que rebajase las tensiones con Cataluña parecen ni probables, ni posibles. Concluye advirtiendo de que no debería ser una sorpresa para nadie si la nueva legislatura resulta ser “desagradable, bruta, corta… y sobre todo improductiva”.

The Financial Times es un diario británico considerado referencia mundial en información económica.  Se fundó en 1888 y desde julio de 2015 pertenece a Nikkei, el mayor grupo editorial japonés que edita el diario del mismo nombre, que lo adquirió de Pearson su dueño durante 58 años.  En 2015  su circulación combinada de pago supera ya los 720.000 ejemplares, el mayor número de lectores de su historia, teniendo desde 2012 más suscriptores on line que en papel (70% vs 30%) y teniendo mayor circulación en el extranjero que en Reino Unido. Su website recibe más de 2 millones de visitas cada día de media. El FT defiende el libre mercado y la globalización. En cuanto a su línea ideológica ha respaldado a políticos como Thatcher, Reagan o Cameron pero también a Gordon Brown o Obama.  Se considera que sus editoriales suelen ser pro-europeos y pro-euro.

Tobias Buck es corresponsal jefe del Financial Times en Madrid desde finales de 2012. Anteriormente trabajó en las oficinas de este mismo diario, en el que lleva desde 2003, en Jerusalén y Bruselas. En 2015 recibió el Premio del Club Internacional de Prensa al mejor corresponsal extranjero en España. Ha tratado en sus artículos la parcialidad de TVE o la ambivalencia hacia Franco y defendido que la crisis de Grecia era un “regalo político” para Rajoy y que la fragmentación política puede ayudar a limpiar las instituciones en España. En el terreno económico ha proyectado la mejoría de la situación española y la recuperación de la confianza.

Advertencia: Por respeto a la ley L.P.I. española, radiocable.com ni reproduce textualmente ni publica links a los textos externos que han llamado la atención de nuestro equipo. Si desea conocer la literalidad del artículo acuda directamente al medio referido.