El diario germano publica en su edición impresa una crónica de Anne Grüttner sobre como la recuperación de competitividad en el sector del automovil ha atraído inversiones de Renault-Nissan, Ford, Iveco y Seat por valor de 3.000 millones de euros y que supondrán 4.000 nuevos empleos.

 

Handelsblatt asegura: “El mercado automovilístico español ofrece una imagen triste. Las ventas han caído en la crisis al nivel de los años 80. No obstante, el país se vuelve cada vez más atractivo como centro exportador, tal y como ponen de manifiesto las últimas decisiones de inversión de los grandes consorcios automovilísticos internacionales: Renault-Nissan, Ford, Iveco y Seat anunciaron el año pasado proyectos que prevén 4.000 nuevos puestos de trabajo e inversiones de 3.000 millones de euros en España.”

Añaden: “`España es el país europeo que ha registrado los mayores progresos en recuperación de competitividad´, comentó la semana pasada en tono elogioso el presidente de Renault-Nissan, Carlos Ghosn. ?l tiene que saberlo, puesto que después de unas tensas negociaciones con los sindicatos Ghosn logró dar a finales del año pasado un gran golpe con su plan industrial de 2014 a 2016 para las fábricas españolas en Valladolid, Palencia y Sevilla.”

El texto explica: “Renault prometió 1.300 nuevos puestos de trabajo y un 40% más de producción, entre otras cosas porque el nuevo modelo crossover Captur se construirá en Valladolid. Como contrapartida, la plantilla española tendrá que trabajar más días al año y los nuevos contratados recibirán peores salarios. `Nos encontrábamos naturalmente bajo la presión de las circunstancias´, comentó el representante sindical Joaquín Arias Gallego.”

[Leer el articulo completo en el Handelsblatt (pago)]