Es el primer diario en español que abre su archivo documental centenario de forma gratuita en Internet. Son cerca de dos millones de páginas de información publicadas desde el 1 de febrero de 1881 que se podrán consultar tal y como salieron impresas. La hemeroteca de La Vanguardia permite bucear en 127 años de Historia con tan sólo un par de clics.

Cabecera de principios de siglo
(Foto: La Vanguardia)

Ismael Nafría, director de contenidos digitales del Grupo Godó -editor del periódico-, lo anunció en su blog el pasado domingo y explica algunas de las fases de este proceso. En otros países como el Reino Unido, el diario The Times hizo algo parecido al digitalizar su archivo desde 1785 y abrirlo durante unos meses de forma gratuita en la red. Ahora la hemeróteca sigue funcionando, pero no todos los contenidos están en abierto.

El servicio de La Vanguardia incorpora técnicas informáticas que permiten a los usuarios realizar búsquedas por palabra clave, por día de edición o mediante una nueva herramienta comparativa que han llamado Tendencias. Tras previsualizar los contenidos, se accede a las páginas en formato PDF y se pueden descargar.

Es el último paso en la estrategia on line dado por los responsables del periódico barcelonés en los últimos dos años que ha incluido también su rediseño, la incorporación de formatos informativos multimedia y la potenciación de la participación de los usuarios. De hecho en la hemeroteca, La Vanguardia tiene previsto incluir una herramienta para que sus lectores puedan mejorar los resultados de búsqueda con sus aportaciones.

El servicio tiene no obstante una salvedad: no incluye la edición del diario de los últimos 30 días, que está reservada para los suscriptores.

Portada de La Vanguardia en 2000