Se llama Solar Ivy y es un sistema de revestimiento de fachadas de edificios que simula e imita la hiedra, pero cuyas hojas son en realidad paneles solares que captan y generan energía renovable. Es un proyecto del estudio neoyorkino SMIT, que además se adapta al entorno y se comporta igual que lo hace la planta natural lo que permite instalarlo en cualquier superficie o estructura.

(Foto: Flickr/Renebeignet)

La hiedra solar esta compuesta por paneles fotovoltaicos con forma de hojas que se colocan sobre una malla flexible que puede adoptar cualquier forma y ser colocada en fachadas, esquinas, superficies irregulares, etc. Las “hojas-paneles” además son ajustables a las necesidades de cada usuario y se pueden mover para captar y aprovechar mejor la luz solar.

El estudio SMIT resalta que su producto, que está fabricado con materiales reciclados y regenerados, puede instalarse también en tejados o garajes y ya han empezado a coger pedidos. La Solar Ivy sirve también como motivo decorativo. De hecho la hiedra solar es tan adaptable que se puede cambiar la densidad de las hojas o su color para crear ambiente y sombras a la vez que genera electricidad. Uno de sus creadores, Samuel Cochrane explica en este video los detalles de su hiedra.

Imagen de previsualización de YouTube

 

Print Friendly, PDF & Email