Hoy me han castigado por sonreír en clase. No me estaba riendo, solo sonreía. ¿Por qué lo hacía… ?:
“pío, pío dicen los pajaritos…¿Por qué decís pío, pío…? Decimos pío, pío ¡por eso, porque hemos nacido! ”
Avergonzadas, nos hemos escondido en la bañera, yo y mi esperanza.