La portavoz de Ciudadanos en el parlamento catalán, Inés Arrimadas, ha sido entrevistada hoy en La Cafetera. En sus primeras declaraciones ha sido especialmente crítica con el Partido Popular que no apoyó ayer en el Congreso la propuesta de Albert Rivera para respaldar la actuación del Gobierno con respecto a Cataluña. “Si en un momento como este el PP no puede estar del lado de quienes queremos que se pare esta locura, ni siquiera sus votantes lo van a entender, que el PP se ponga de perfil; hay que dejar la calculadora electoral a un lado y estar defendiendo a los catalanes”.

Arrimadas reclama unidad entre quienes no apoyan el proceso independentista “En estos momentos tenemos que estar unidos y el PP tiene que aceptar que en Cataluña la principal fuerza de la oposición es Ciudadanos. Nosotros estamos a favor de la reforma Constitucional pero no se hace deprisa y corriendo antes del 1 de octubre”.

Con respecto a la propuesta de Podemos para reunir en una asamblea a numerosos cargos públicos de diferentes niveles institucionales, la representante de ciudadanos deriva sus argumentos hacia Venezuela. “La propuesta de Podemos de una asamblea de cargos públicos se parece mucho a las propuestas de Maduro de cargarse el Congreso de los Diputados y hacer un parlamento paralelo. Podemos está roto en Cataluña, pasando momentos muy difíciles, y en esta situación han querido lanzar algún mensaje”.

Inés Arrimadas defiende una reforma en la política de las autonomías. “Nosotros somos tremendamente reformistas y ya pedimos al PP medidas como cambios en la financiación de las comunidades autónomas, el corredor del Mediterráneo. Pero esto es un asalto a la democracia y no hay que excluir de la solución a ninguna de las patas del estado de derechos; hay datos personales en un censo que nadie ha controlado”. Y añade: “Nosotros apostamos por un modelo como el alemán, un modelo moderno, que garantice la igualdad de los servicios de todos los españoles. Vamos a tener que hablar de muchas cosas, de infraestructuras, de reforma del mercado laboral, del proyecto educativo, de lucha contra la corrupción”.

“Las personas moderadas y sensatas han ido saliendo de convergencia en los últimos meses. Cuando haya unas nuevas elecciones habrá que ver cuál es el panorama político. Estoy convencida de que podremos liderar esa alterativa; cuando pasen las elecciones va a haber un nuevo espacio político y una nueva alternativa”.

En ese cambio de política autonómica Arrimadas habla del final del Cupo Vasco, el concierto económico que beneficia a Euskadi. “Con la integración fiscal europea,a a la que nosotros aspiramos, vamos a ir a modelos más igualitarios, aparte de que no estamos de acuerdo con modelos como el cupo vasco. Lo que hace falta es garantizar los servicios básicos de los ciudadanos, vivan donde vivan. El modelo debe ser cuánto cuesta una cama de hospital, cuánto cuesta una plaza de colegio y cómo garantizamos que ese gasto esté cubierto en todas las comunidades autónomas. Ése es el modelo de futuro y ése es el modelo por el que trabaja Ciudadanos. Lo contrario es lucha territorial que no soluciona nada porque se convierte en un cambio de cromos”.

Sobre lo que finalmente vaya a ocurrir el próximo 1 de octubre, Arrimadas cree “que el señor Puigdemont va a intentar una declaración de independencia unilateral. Parecía una barbaridad negar la palabra a la oposición y lo están haciendo. El 1 de octubre es una coartada para hacer lo que siempre han querido hacer; declarar la independencia. Y quiero recordar una cosa muy importante, quiero recordar que en su programa electoral nuca apareció un referéndum de secesión. Su intención es declarar la independencia, pase lo que pase, y sea el resultado que sea. Por eso están apostándolo todo a la calle, porque saben que desde el punto de vista legal, jurídico y democrático han perdido la batalla hace mucho tiempo”.

Print Friendly, PDF & Email

Aporta link o información: