La sesión de investidura vivida ayer en el Congreso de los Diputados puso de manifiesto la confrontación que vive la política española: La regeneración frente al apuntalamiento de los principios de la transición y el modelo de renuncias del 78. Unas tensiones que también viven internamente partidos políticos como el PSOE. Paralelamente, todo parece haber sido contaminado por la forma de entender la política de Mariano Rajoy: la prórroga permanente se ha apoderado del calendario… Hoy en La Cafetera analizamos con bisturí la sesión de investidura y esa colisión en las formas de entender la democracia.