El reciente paso del presidente de EEUU por la Cumbre de las Américas y los distintos gestos que está protagonizando dan a entender que está tratando de construir un nuevo tipo de relación internacional, especialmente con respecto a America Latina. Moeh Atitar, en su blog Guerra y Paz, analiza algunos aspectos de esta nueva política exterior. En radiocable.com añade que en los dos temas que han centrado este aspecto en los últimos 60 años -Cuba y Oriente Próximo- se han visto gestos significativos de Obama, especialmente con respecto a la Isla. Pero “habrá que ver en qué se plasman”.

Moeh Atitar

Para Moeh Atitar, Barack Obama ya ha marcado el inicio de una nueva etapa en las relaciones con Cuba, al levantar las restricciones para viajar a la Isla y hablar de dialógo. Y en la reciente Cumbre de las América las relaciones Washington-La Habana “han sido casi el monotema” especialmente por el protagonismo que en los últimos años le han dado gente como Hugo Chávez y Evo Morales. Por eso cree que los gestos del nuevo presidente de EEUU hacia todo el continente son interesantes. En cuanto a Oriente Próximo, de momento ve continuismo, pero cree que con el nuevo gobierno radical de Israel hay que ir “con pies de plomo”.

En la blogosfera hay más valoraciones sobre el nuevo tipo de relaciones internacionales que parece estar construyendo Obama con respecto a América Latina.

Lluis Bassets en De alfiler a elefante cree que asistimos a un cambio de era y que Obama está construyendo una nueva geometría de las relaciones internacionales: “Estados Unidos quiere recomponerlas a partir del respeto mutuo y el diálogo entre países de igual a igual, arrumbando una tradición imperial de interferencia y de aleccionamiento especialmente lacerante en América Latina.” Cree que la apertura política hacia Irán y Cuba son también “movimientos muy calculados de una larga jugada destinada a cambiar el paisaje de Oriente Próximo. El encuentro y el intercambio de frases y libros con Chávez no tiene influencia únicamente en el Caribe; también la tendrá en el golfo Pérsico, pues no hay que olvidar las relaciones estrechas que unen al caudillo venezolano y al presidente iraní, Mahmud Ahmadinejad.”

Hugo Martínez Abarca en Quien mucho abarca resalta que algo se mueve en la política exterior de EEUU: “El giro de Obama conviene a Estados Unidos, pero sería absurdo negar que puede ser también muy conveniente para los latinoamericanos si se sabe afrontar. Una nueva dinámica, más simétrica y amigable, será un profundo reto. La agresión estadounidense ha servido como cohesionador popular y como legitimador político. Sin esa agresión estadounidense la legitimidad sólo podría venir de la radicalidad democrática y de la lucha contra la injusticia: es decir, del socialismo. Si realmente somos revolucionarios habrá que aceptar el reto: con toda la cautela del mundo, porque encierra riesgos,? pero también ofrece unas posibilidades inéditas para los pueblos de América Latina.”

Iñigo Saenz de Ugarte se muestra escéptico e irónico con respecto a Chavez: “Para que luego digamos de Zapatero. El líder del socialismo bolivariano se presenta ante Obama con la mano tendida: “I want to be your friend”. […]Parece que hay una tercera vía a la alternativa “socialismo o muerte” pregonada por Chávez. Veremos dónde queda dentro de un año esta declaración de amistad. De momento, el presidente venezolano ya ha designado a un nuevo embajador en EEUU. Por algo se empieza.”

David Santos en su blog Trece rosas destaca que en la Cumbre de las Américas ha habido gestos simbólicos, pero pocos movimientos: “No conocemos qué ha pasado en esa cumbre, que medidas se han adoptado, cuál será el futuro de cada país, que soluciones plantean cada país frente a una crisis que empieza a ver la luz y sobre todo que posición tiene toda América frente a la política internacional. Espero que en las próximas reuniones se comience a materializar una Unión política de cada territorio del nuevo continente y que se forme esa Unión Europea pero en América con el objetivo de competir en este marco global”

Y en el blog Regina ex-libris se fijan en un “efecto colateral” de la diplomacia de Obama: el repentino éxito de ventas de Eduardo Galeano: “¿Qué tiene que pasar para que Las Venas Abiertas de América Latina escale 60273 puestos en el ranking de libros más vendidos de la librería electrónica Amazon en apenas unas horas? Sencillo: que Hugo Chávez se lo regale a Barack Obama en plena V Cumbre de las Américas ante toda la prensa internacional este fin de semana.

Imagen de previsualización de YouTube

Print Friendly, PDF & Email