BLOG

Fernando Berlín, el autor de este blog, es director de radiocable.com y participa en diversos medios de comunicación españoles.¿Quien soy?english edition.

El periodista Samuel George  publica un artículo en el diario Philadelphia Inquirer sobre la expectación que se vive en nuestro pais con la figura de Barack Obama. No es de extrañar, como decía ayer en este mismo blog.

Samuel George está en Sevilla y desde allí explica que los sevillanos están tan entusiasmados con la llegada del nuevo presidente norteamericano como lo estaban en Navidad o en Reyes…

Obama ha inspirado a muchos españoles con la idea de que con una nueva administración, todo es posible.

Obama has inspired many Spaniards with the idea that with a new administration, anything is possible.

El otoño pasado, los españoles seguieron diariamente la campaña presidencial de EEUU. Desde hippies de pelo largo a ingenieros, […] Muchos lamentaron la imposibilidad de votar: “Sabes, lo que realmente nos afecta, también,” comentó un profesor de matemáticas. […]

Last fall, Spaniards followed the American presidential campaign on a daily basis.  From mangy-haired hippies to engineers, people from all walks of life asked me to analyze Obama’s chances. Many lamented their inability to vote: “You know, it really affects us, too,” a math teacher commented.

Después de años de dar refugio a los sentimientos anti-americanos, ahora esta generación más joven parece dispuesta a dar una segunda oportunidad al liderazgo de Estados Unidos , y ninguna fiesta está completa sin un brindis por Obama.

After years of harboring anti-American sentiment, though, this younger generation seemed prepared to give American leadership a second chance, and no party was complete without a toast to Obama.

Mientras tanto, en polvorientos bares, viejos pesimistas soplan el humo de los cigarrillos sobre sus cervezas afirmando que una persona no puede cambiar todo el sistema – incluso una persona especial…

Meanwhile, in dusty bars, older pessimists blew cigarette smoke over their beers and asserted that one person cannot change the whole system – even a special person…[more]