Imagen de previsualización de YouTube

Se llama “Dance monkeys dance” es un corto realizado por Ernest Cline que trata de explicar, con la ironía y el humor como bandera, el lugar del hombre en el universo y lo que estamos haciendo con nuestro planeta. Somos monos que quieren ser algo más… pero no lo somos. Cline creó el texto para ser leído, pero en 2005 un fan hizo una animación en flash para ilustrar sus palabras y le convenció tanto del poder de la imagen, que luego creó la versión “cinematográfica” que ahora triunfa como video viral en la red.

Tiene fascinantes reflexiones sobre la religión y los conflictos, “los monos saben que van a morir, y entonces los monos se inventan dioses y luego los adoran, y luego los monos discuten cual de esos dioses inventados es mejor y entonces los monos se enojan y aqui es donde normalmente deciden que es un buen momento para comenzar a matarse entre si…” 

También se le da un buen repaso la naturaleza humana “los monos sufren la maldición de tener conciencia. Los monos tienen miedo y se preocupan. Se preocupan por todo. Especialmente por lo que piensan otros monos. Porque los monos quieren desesperadamente encajar con otros monos. Y eso es dificil porque muchos de los monos se odian entre sí… eso es lo que más les distingue de otros animales”.

Algunos lo definen como una crítica al antropocentrismo reduccionista moderno y desde el blog “A la sombra del tomate” incluso lo recuperaron como metáfora de aquello a lo que se dedicaba el primo de Rajoy, tras las controvertidas palabras del líder del PP. (fuente: A la sombra del tomate)

Print Friendly, PDF & Email