El periódico The Sun, afirma que se trata de una campaña para anunciar Facebook, mientras que el Daily Mail cree que se trata de una modelo erótica con la que se pretende promocionar una web porno. Cientos de medios de comunicación han publicado la historia y ahora buscan a la modelo para destapar el Hoax. De nuevo la viralidad ha conseguido sobrepasar todos los filtros publicitarios.

La historia comenzó hace unos días cuando un internauta llamado Craig Radford colgó en la red las supuestas fotografías extraviadas de Tiffy Toodlepoo. En menos de 24 horas se generaron más de 600 páginas sobre la rubia que apareció en foros, blogs, en buscadores, en todo tipo de galerías de imágenes y en cientos de medios de comunicación.

Según el anuncio original, las fotografías fueron publicadas en Internet con el fin de encontrar a su autora y devolverle la cámara. Miles de internautas respondieron a la llamada. Ahora, sin embargo, todo el mundo opina que se trata de un hoax.