España vive en estos momentos una “situación sorprendente” para un país europeo al tener una empresa que apuesta por las energías renovables y un gobierno que se lo impide. Así describe el primer diario francés en un artículo de su corresponsal Sandrine Morel el “pulso” que mantienen gobierno español e Iberdrola por el cierre de dos centrales de carbón. Se resalta que la eléctrica vasca quiera ir abandonando la dependencia de las energías sucias y combustibles fósiles, pero el ejecutivo central está poniendo “palos en las ruedas”. Recoge el argumento del ministro Nadal de que el cierre de estas instalaciones aumentaría los precios y provocaría despidos, pero enfatiza que la propia Iberdrola ha presentado datos que lo contradicen.

Le Monde describe la situación que vive España en estos momentos como “sorprendente para un país europeo” al tener una empresa que apuesta por desarrollar las energías renovables y un gobierno que se lo impide y “pone palos en las ruedas”. En estos términos explica el pulso que está desde hace meses el Ejecutivo y el gigante vasco Iberdrola al que no autoriza a cerrar dos centrales de carbón: la de Lada, en Asturias, y la de Velilla, en Castilla-León. Recoge que según el ministro de Energía, Álvaro Nadal, esta decisión supondría un aumento de los precios de la electricidad y la destrucción de puestos de trabajo. Pero resalta que la empresa lo ha rebatido.

El reportaje apunta que en su “defensa del carbón”, el gobierno español incluso ha “sacado la artillería pesada” para imponer su criterio con un proyecto de decreto que regule el cierre de instalaciones energéticas. Detalla que este texto tiene como objetivo mantener la actividad de centrales rentables o que podrían afectar al precio de la electricidad, algo que, afirma, “apunta directamente a Iberdrola”. Recuerda que en la última conferencia del clima de Bonn, España fue uno de los países que se opuso a cerrar las centrales de carbón hasta 2030, mientras que la Iberdrola que dirige Ignacio Sánchez Galán se ha comprometido a reducir un 50% sus emisiones hasta 2030 y a ser neutra en carbón para 2050, apostando por las renovables. Y resalta que mientras las dos centrales de carbón que quiere cerrar tienen una capacidad de producción de 874 MW, Iberdrola cuenta con 5.695 MW de capacidad de respaldo en centrales de ciclo combinado.

Le Monde es un diario vespertino francés fundado en 1944 y considerado el periódico de referencia del país. Está editado por el Grupo Le Monde que tras dificultades económicas es controlado desde 2010 por los empresarios Pierre Bergé y Xavier Niel y el banquero Matthieu Pigasse. Prisa posee también un 15% del diario que además ha recibido subsidios estatales, en torno a 17 millones de euros en 2010. Su línea editorial está considerada como de centro o centro-izquierda. Su difusión fue en 2014 de más de 298.000 ejemplares y vende un promedio de 40.000 ejemplares fuera de Francia. Su website recibe más de 40 millones de visitas al mes y es el principal sitio de información en francés en Internet. En 2008, Le Monde fue condenado a pagar 300.000 euros de indemnización por haber publicado un artículo sobre prácticas dopantes en el FC Barcelona.

Sandrine Morel es corresponsal de Le Monde en España desde 2010. Anteriormente escribía para Le Nouvel Observateur y otros medios francófonos y fue redactora jefe de Le Courrier D´Espagne de 2007 a 2010.  Es la autora de algunos artículos que han dado mucho que hablar como un perfil sobre Belén Esteban o la advertencia de la “engañosa” eficacia en la frontera de Melilla junto con textos que resaltan la ausencia de un partido xenófobo en España, el papel de la economía sumergida para evitar una revolución, las acusaciones de manipulación en TVE o la denuncia de que no se afronta el dopaje.

Advertencia: Por respeto a la ley L.P.I. española, radiocable.com ni reproduce textualmente ni publica links a los textos externos que han llamado la atención de nuestro equipo. Si desea conocer la literalidad del artículo acuda directamente al medio referido.

Print Friendly, PDF & Email