Los dos debates electorales a cuatro bandas celebrados en la campaña electoral del 28A han sido destacados en la prensa de todo el globo. En general se apunta que el enfrentamiento en RTVE fue “tenso” pero más “educado”, mientras que el segundo en A3 fue “caótico” y prodigo en “ataques personales al borde del insulto”. Se recuerda que estas elecciones son especialmente impredecibles por la fragmentación política de dos a cinco partidos, que incluye por primera vez a una fuerza emergente de extrema derecha, Vox, y por la gran cantidad de votantes indecisos. En ese sentido, la mayoría de análisis destaca que Pedro Sánchez ha recibido la mayoría de los ataques por parte de Rivera y Casado pero ha “sobrevivido” y “resistido” los debates a pesar de ser el que más tenía que perder, quedando “casi indemne”. Varios medios también subrayan que Pablo Iglesias ha sido el candidato más “mesurado”, mientras que en la derecha consideran que existe una “verdadera batalla”.

Financial Times habla de intercambio de golpes entre los candidatos en un segundo debate “tenso y caótico” y  donde Sánchez “sobrevivió”. El diario británico, en un artículo de Ian Dunt, apunta que las elecciones del 28A son las más impredecibles desde la Transición por la fragmentación del paisaje político de dos a cinco grandes partidos y la crisis catalana. Y resalta que en este contexto, cuatro líderes políticos intentaron en un debate “tenso y caótico” atraer a más del 30% del electorado que sigue indeciso. Apunta que Pedro Sánchez, que lidera las encuestas, volvió a recibir la mayoría de los ataques. Menciona en concreto los de Albert Rivera por Cataluña y la tesis. Explica que en medio de estos “ataques caóticos” también se habló pactos post-electorales, de precariedad, violencia de género o inmigración. Y enfatiza que Pablo Iglesias fue el más “mesurado”, aunque cita al politólogo José Fernández Albertos que considera a Sánchez ganador, porque era “el que más tenía que perder y sobrevivió”.

Süddeutsche Zeitung apunta que los debates evidencian que la brecha entre la izquierda y la derecha es profunda. La crónica de su corresponsal Thomas Urban ironiza con que España ha tenido, como en el fútbol, un debate de ida y otro de vuelta. Apunta que en la primera ronda los candidatos “aún fueron educados” al intentar presentarse como prudentes y estadistas, mientras que en la segunda se mostraron más “enérgicos con la causa” y no se “encogieron por ataques personales al borde del insulto”. Añade que los debates evidencian que la brecha entre la izquierda y la derecha es profunda, pero hubo también golpes dentro de los dos bandos. Resalta que se habló mucho de Cataluña pero poco de la inmigración que ha “desaparecido de los titulares”. Se hace eco de las encuestas post-debate que indican que si bien Rivera era dado como ganador el lunes, el martes era perdedor y Pablo Iglesias, vencedor, pero advierte de que queda por saber si los debates han influido en la opinión pública.

The Politico apunta que Sánchez se enfrenta a sus rivales en TV y sale casi indemne. La edición europea del digital estadounidense en un texto de su corresponsal Diego Torres enfatiza a menos de una semana de las elecciones, el presidente español ha logrado mostrarse como la “opción racional entre radicales” y emerge “casi indemne” del debate a cuatro bandas. Considera que los principales rivales políticos de Sánchez lograron darle algunos golpes por Cataluña y la economía, pero causando escaso daño en sus perspectivas electorales.

Reuters subraya que en el 2º debate Sánchez desprecia a Ciudadanos al crisparse los ánimos. La agencia de noticias británica, en una noticia que firman John Stonestreet y Belén Barreiro, resalta que los principales candidatos españolaes a las elecciones generales intercambiaron golpes sobre empleo e identidad nacional en el segundo debate electoral, tras un primero que fue inconcluyente. Apunta que los “ánimos se crisparon” al intentar los cuatro atraer votos extra en unos comicios muy “divisivos” y en los que ningún partido esta cerca de la mayoría parlamentaria. En este sentido, enfatiza especialmente que Pedro Sánchez despreció la posibilidad de formar gobierno en coalición con Ciudadanos.

La Repubblica apunta que el debate se saldó sin “daños irreparables pero con no pocos moretones”. El diario italiano destaca el enfrentamiento televisivo entre los cuatro candidatos españoles apuntando que hubo “un gran ausente”, en referencia a la ultraderecha de Vox. Resalta que Pedro Sánchez tiene una clara ventaja en las encuestas pero muestra especial cuidado en no dar pasos en falso y en este sentido cita el comentario de Ignacio Escolar “Sánchez resiste, Iglesias remonta, Rivera renace y Casado pierde” como la mejor fotografía del debate. En este sentido considera que no ha habido “daños irreparables, pero no pocos moretones” especialmente en la derecha, donde ve la “verdadera batalla”.

Bloomberg resalta que Pedro Sánchez resiste los ataques y no comete errores en el debate. La agencia estadounidense, en una información de Rodrigo Orihuela, apunta que el debate evidenció la división en el corazón de la política española, pero aunque los candidatos de la oposición intentaron forzar al presidente socialista a cometer un error que amenazara su liderazgo en las encuestas fracasaron. Añade que Pablo Iglesias y Pedro Sánchez intercambiaron bromas, mientras que los líderes de PP y Ciudadanos lanzaron reproches al presidente sobre creación de empleo, congelación de pensiones y amenaza a la unidad de España.

Advertencia: Por respeto a la ley L.P.I. española, radiocable.com ni reproduce textualmente ni publica links a los textos externos que han llamado la atención de nuestro equipo. Si desea conocer la literalidad del artículo acuda directamente al medio referido.

Print Friendly, PDF & Email